El Ministerio del Interior de Yemen informó que 45 personas provenientes de Somalia y Etiopía que querían llegar al país asiático murieron ahogadas a 60 millas marinas de la ciudad portuaria de Mukalla, en el sudeste yemení.
Sanaa.- Los migrantes murieron debido a que la embarcación en la que viajaban desde Somalia con destino a Yemen por el Golfo de Adén zozobró el viernes por la noche.

Tres de los presuntos traficantes y un etíope pudieron ser rescatados. Los tres presuntos organizadores del viaje fueron detenidos.

Hace una semana se produjo un accidente similar. Seis personas murieron ahogadas y otras 11 están desaparecidas. En dicha oportunidad, los responsables de las embarcaciones los obligaron a saltar al agua. Al parecer no querían acercarse a la costa sur de Yemen porque en tierra había policías patrullando.

Miles de personas intentan año tras año partir de países pobres como Somalia y Etiopía con destino a Yemen, que es considerada una puerta hacia Europa y hacia los países ricos del Golfo.

Para organizadores sin escrúpulos se trata de un negocio en auge: según el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), este año ya ascienden a 168 las embarcaciones que transportaron alrededor de 10.000 personas a las costas yemeníes.