Notimex
México, D.F.- El consejero presidente del IFE, Luis Carlos Ugalde Ramírez, consideró incorrecto que la reforma constitucional en materia electoral aprobada por el Congreso prevea la reelección de quien ocupe ese cargo.
Opinó que quien encabece al Instituto Federal Electoral estará en tentación constante de trabajar para lograr ese objetivo y de pensar que podría alcanzarlo al portarse bien con los partidos políticos.

Consideró que el tema de la reelección del consejero presidente no ha sido debidamente analizado y forma parte de las modificaciones a la Ley en materia electoral que, desde su óptica, son negativas.

"Me parece incorrecto que se permita que el presidente del IFE sea reelegible, y esto es una cosa que nadie ha analizado", porque "lo va a poner en tentación constante de decir: bueno, si me porto bien para los partidos, a lo mejor me reeligen", dijo.

Al hacer un análisis sobre las reformas que también ya fueron avaladas por el Congreso Constituyente, dijo que otro caso que podría compararse con el anterior, es el del nuevo contralor general cuya designación será externa, es decir, no será designado por el Consejo General del IFE.

"Me parece que la problemática que yo he señalado públicamente, es que pueda haber una influencia latente que pueda afectar la imparcialidad en las decisiones de los órganos del IFE", insistió.

En su consideración, la reelección del contralor puede generar un incentivo inadecuado para el desempeño imparcial, neutral y contable de quien desempeñe el cargo.

Ugalde Ramírez abundó que hasta ahora no ha quedado claro si la nueva Contraloría General sustituirá a la Contraloría Interna.

Añadió el consejero presidente que "lo que dice la iniciativa de reforma es que el contralor general tendrá facultades para revisar los ingresos y los gastos de egresos del IFE".

Pero eso no opta, continuó, para que en la ley secundaria "se le añadan las funciones que actualmente lleva a cabo la contraloría interna, por ejemplo, el registro patrimonial de los funcionarios del IFE; las medidas preventivas al interior del instituto".

El presidente del órgano electoral federal expuso que además de la Contraloría Interna, el IFE tiene un auditor externo independiente; también es evaluado por la Auditoría Superior de la Federación.

Reiteró que la Auditoría Superior revisa de manera constante al IFE, y por decisión de los consejeros existen testigos sociales, "Transparencia Mexicana ha estado siempre vigilando las licitaciones del instituto; existen las comisiones de auditoría y transparencia que está formada por partidos políticos y por legisladores".

Por ello consideró que los legisladores deben definir con claridad el papel de la nueva Contraloría General, de tal forma que no exista duplicidad o la posibilidad de que ambas instancias entren en contradicción con algunos de estos instrumentos que ya existe en el Instituto.

AHORRO

En otra parte de la reforma electoral se ven mejoras

* Los ahorros _representan una disminución de 29.14% del financiamiento público para los partidos políticos, provendría de la reducción en los gastos por actividades extraordinarias, ordinarias y específicas.

* De acuerdo _con un desglose, se podrán lograr ahorros en "actividades extraordinarias" -gastos que se destinan para campañas electorales- por 2 mil 85 millones de pesos.

* En actividades_ "ordinarias" -gasto corriente de los partidos: pago de nómina y renta de inmuebles-, sería de 443 millones de pesos.

* Para _las actividades "específicas" -difundir valores democráticos- el monto sería de 13 millones de pesos.

* La suma _total de los ahorros llegaría a 2 mil 541 millones de pesos.

* Sin la reforma_ electoral, el gasto en el periodo 2008-2009 sería de 8 mil 720 millones de pesos.

* Los partidos_ políticos verían reducido su financiamiento: el PAN, en 707 millones de pesos; el PRI, 494 mdp; el PRD, 425 mdp; del PT, 202 mdp; del PVEM, 213 mdp; Convergencia, 190 mdp; Nueva Alianza, 178 mdp y Alternativa, 133 mdp.