El Universal
El hijo y un hermano del narcotraficante Joaquín El Chapo Guzmán, fueron sentenciados a prisión, al acreditarse que pertenecían a la red de lavado de dinero de la llamada Federación -la alianza que integran los cárteles de Sinaloa y Juárez-, Archivaldo Iván Guzmán Salazar, alias El Chapito, deberá purgar cinco años de cárcel, mientras que su tío, Miguel Angel Guzmán Salazar, El Mudo, deberá permanecer en reclusión más de 13 años, de acuerdo con los fallos emitidos por jueces federales.
La Procuraduría General de la República (PGR) dio a conocer que en el caso del hijo de El Chapo, durante el juicio penal al que fue sometido, se pudo acreditar que utilizó el sistema financiero nacional para realizar depósitos en dos cuentas bancarias, por las cantidades de 208 mil 880 pesos y 598 mil 400 pesos, sin demostrar que fueron obtenidos de forma legal.

Por ello, el juez primero de distrito de procesos penales federales en el Distrito Federal lo condenó por operaciones con recursos de procedencia ilícita, que deberá cumplir en el penal de máxima seguridad del Altiplano, en Almoloya estado de México.

Aunque El Chapito podría acumular más años en prisión, luego de que fue detenido en febrero de 2005 en Zapopan, ya que tiene un juicio pendiente por el delito de homicidio.

Mientras que en el caso de El Mudo también se comprobó que fungía como uno de los lavadores de dinero de La Federación, un delito por el que deberá purgar nueve años y cuatro meses de cárcel.