El Instituto de Meteorología detalló que la trayectoria del huracán, de categoría 4 en la escala Saffir-Simpson de 5, hace prever que tocará Cuba esta noche, cerca de Punta Lucrecia, en la provincia oriental de Holguín.
La Habana.- Cerca de un millón de evacuados, largas colas en los supermercados y movilizaciones para asegurar bienes económicos es el panorama que se ve hoy en Cuba, a la espera de que el "extremadamente peligroso" huracán Ike llegue esta noche a la isla.

El Instituto de Meteorología (Insmet) detalló que la trayectoria del huracán, de categoría 4 en la escala Saffir-Simpson de 5, hace prever que tocará Cuba cerca de Punta Lucrecia, en la provincia oriental de Holguín, entre las 22;00 y las 23:00 hora local (entre las 02:00 y las 03:00 GMT del lunes).

Según fuentes oficiales se han evacuado más de 250 mil personas en Gamagüey, 143 mil en Santiago, 120 mil en Matanzas, 108 mil en Holguín, 44 mil en Cienfuegos, 35 mil en Guantánamo, al menos 14 mil en Las Tunas y muchos miles más en el resto del país.

En Varadero, primer polo turístico de la isla, unos 13 mil turistas fueron llevados a puntos seguros de ese balneario de la provincia de Matanzas y miles de personas más fueron evacuadas de otros centros turísticos cubanos.

Los vientos huracanados comenzarán a sentirse horas antes de la llegada del ciclón a territorio cubano.

A media tarde, el ojo del Ike estaba en los 21.0 grados de latitud norte y 74.1 de longitud oeste, a 155 kilómetros al este de Punta Lucrecia (Holguín). Ike se desplaza con rumbo próximo al oeste a 20 kilómetros por hora, con vientos máximos sostenidos de 215 kilómetros por hora y rachas muy superiores.

El ojo del ciclón tiene 41 kilómetros de diámetro y los vientos huracanados un radio de 75 kilómetros, por lo que toda la isla recibirá su azote durante las 36 horas que estará en Cuba, incluidas regiones que nunca han sufrido un huracán de categoría 4.