Madrid, España.- Roger Federer cree que el 2008 será un año difícil para reescribir la historia.
El mejor tenista del mundo necesita tres títulos de Grand Slam para romper el récord de Pete Sampras de 14 majors en su carrera.

El suizo sabe que podría romper la marca en Wimbledon, uno de sus torneos favoritos.

Para lograrlo, tiene que ganar el Abierto de Francia por primera vez, el único Grand Slam que lo elude en su ilustre carrera.

``Todavía está lejos, pero estoy confiado y pienso positivo, y sé que tengo oportunidades de ganar el Abierto de Australia y el Abierto de Francia, y luego veremos'', dijo Federer el sábado. ``No importa si lo hago el próximo año o en el 2020, honestamente no me importa, mientras lo consiga''.

Un triunfo en Roland Garros convertiría a Federer en apenas el sexto jugador que lograr un Grand Slam en su carrera, y el primero que lo hace desde Rod Laver en 1969.

Además, podría romper la marca de Bjorn Borg de cinco trofeos consecutivos con su sexta corona en Wimbledon.

La meta de ganar los cuatro Grand Slam en el mismo año será aún más difícil debido a una agenda más apretada por los Juegos Olímpicos en agosto.

``Los Juegos Olímpicos es algo especial, y honestamente no puedo imaginarme un Slam Dorado, pero si es posible voy a tratar, pero es un calendario difícil'', indicó. ``Es difícil de hacer, casi imposible''.

Federer está contento por competir por tercera ocasión en una olimpiada.

``Será fantástico ir a la olimpiada de Beijing'', afirmó.

``Disfruté Atenas, disfruté mucho Sydney, es uno de los recuerdos que más atesoraré como atleta''.

Una cuarta olimpiada en Londres 2012 asoma en el panorama para Federer, especialmente porque el tenis se disputará en las canchas de césped de Wimbledon.

``Creo que es una combinación increíble para cualquier tenista.

Tendré 31 años, por lo que creo que todavía me quedará algo'', sostuvo. ``Es algo que me gustaría hacer''.