Un efectivo de paz de las Naciones Unidas se convirtió en el primer caso de gripe porcina confirmado en Haití, señaló un vocero del organismo el martes.
David Wimhurst, portavoz de la misión de la ONU, dijo que el soldado llegó el 2 de julio y fue puesto en cuarentena, con síntomas de un resfriado, antes de que se confirmara que había contraído el virus H1N1.

Después de 10 días de tratamiento, el soldado se reintegró a su unidad. Ni su nombre ni su nacionalidad han sido confirmados, pero la fuerza de 9.000 miembros está formada principalmente por soldados latinoamericanos.

Es el primer caso confirmado de gripe porcina en esta nación empobrecida del Caribe, pero otros probablemente no han sido detectados por un ineficiente sistema de salud.

Ha habido al menos 44 casos confirmados en la vecina República Dominicana.