Redacción
El cantautor español Joan Manuel Serrat afirmó aquí que inaugurar la próxima edición del Festival Internacional Cervantino, en Guanajuato, México, significa para él "unir dos partes de mí, y de mi vida".
Durante la presentación de la edición 36 del FIC, que del 8 al 26 de octubre próximo tendrá a Cataluña, España, y Campeche, México, como culturas invitadas, Serrat aseguró que ser parte de ese cartel "es como cerrar un círculo de amor".

Destacó que para él es muy importante participar de esta cita porque estará llena de presencia de Cataluña, su tierra, "en un país con el que yo tengo una relación afectiva tan fuerte como es México, donde me han ocurrido tantas cosas en la vida, he encontrado mi casa".

Aseguró que "allí he vivido como exiliado, ahijado y prohijado, para mí (que Cataluña sea la cultura invitada este año) es algo fantástico, es unir dos partes de mí".
Expuso que la enfermedad que padeció hace cuatro años y por la que le operaron, le impidió dar un concierto en la edición 2004 de la Feria del Libro de Guadalajara, en la que Cataluña fue invitada, "y ahora con el Cervantino me sacaré la espina.

"Hay otra razón por la que estoy contento, que es que de los primeros lugares donde yo toqué en México fue en el Cervantino del año 1969, y desde entonces no había vuelto al festival a Guanajuato", aseveró.

"Es un reencuentro más por el lugar (Guanajuato), porque éste es constante y no cesa con un país querido para mí, que es México", explicó.

El músico comentó que, además, se muestra que la relación entre Cataluña y México pasa principalmente por la cultura, más allá de la política y la economía.
"Nosotros estamos más cerca del mundo de la cultura, no de la economía. Soy un ciudadano que hace cultura y me siento profundamente ligado a la cultura de mi país y profundamente ligado a la cultura de México.

"Ese es mi camino y mi puente, y a partir del puente de la cultura pueden caminar otras gentes y en el país, sino que estudia el texto literario".

Explica que el postgrado que está preparando la asociación tiene como objetivo estudiar las películas y señalar lo que hace distinta a una película de cualquier otra.

"Una vez que se profesionalice la investigación humanística del cine y la teoría del cine esperamos que, en algún momento en el futuro, en el siglo 25 o algo así, ya se puedan crear los institutos de investigación cinematográfica equivalentes a los institutos de investigación literaria", finaliza.