Bratislava, Eslovaquia.- El uranio confiscado hoy por las autoridades eslovacas a tres detenidos por intentar venderlo ilegalmente es uranio en polvo susceptible de ser usado para fabricar las llamadas "bombas sucias".
Michal Kopcik, vicepresidente de la jefatura de Policía, confirmó este extremo en rueda de prensa en Bratislava.

"Este uranio es tanto más peligroso porque se encuentra en polvo y según los primeros análisis se puede utilizar para fabricar bombas sucias, y en distintas formas de actos terroristas", dijo Kopcik.