Brenda Delabra
Saltillo, Coah.- En su efímera visita a Saltillo la monclovense Talis Apud confesó que en la prueba de 3 mil metros con obstáculos, apenas tiene seis competencias, una de ellas le dio la clasificación a los Juegos Panamericanos donde marcó un tiempo de 9'55.43, ganando la medalla de plata y con ello el boleto a China, ya que la marca era de 9'58, hecho que la hizo feliz y sorprendió a la vez.
Ahora renuncia a su vida habitual para concentrarse en cuerpo y alma al entrenamiento deportivo, que la conduzca a la final de los 3 mil metros con obstáculos y buscar una medalla en la justa asiática.

El objetivo de llegar a Beijin, estaba planteado desde 2004 pero en triatlón, disciplina a la que Talis se dedicó por varios años; sin embargo las múltiples lesiones que la aquejaron en 2006, le impidieron competir para ranquarse a nivel mundial, con lo que se alejó la posibilidad de cumplir el objetivo.

No obstante la luz llegó a la coahuilense, quien vía telefónica narró en exclusiva el retorno al atletismo, disciplina que le ha otorgado el mayor sueño de su vida.


"Como falté un año, no era posible en los absoluto por las lesiones y se dieron una serie de eventos, te lo juro, del plan de Dios, porque me habló el Inedec y me dicen `no lo dejes cuenta con nuestro apoyo, sigue trabajando duro, nosotros confiamos en ti', por las mismas fechas recibí una llamada del Tec de Monterrey me invitan al equipo de atletismo y a hacer una maestría con ellos y dije, vamos a darle una oportunidad al atletismo.

"En su momento no tenía para nada claro que todo esto iba a pasar, más bien era como algo a largo plazo, después de agosto empezamos el proceso de rehabilitación, en febrero estábamos en los entrenamientos en un punto que veíamos que sí era posible regresar a super buen nivel en atletismo", agregó Apud.

Apoyada siempre por el Inedec, Talis en su visita entregó un reporte con el resumen anual y el programa 2008, el cual se diseño en un mes y medio, además contempla vivir en Colorado, donde mantendrá su preparación el próximo año.

"Es muy probable que nos vayamos a entrenar a Colorado, allá está mi entrenador de atletismo desde el 2001, estamos hablando de larga distancia los últimos cuatro años, estoy cambiando de prioridades en mi vida".

Para la ex triatleta, no hay nada más valioso e importante en este momento que llegar a la final y pelear una medalla, por lo que ya renunció a su trabajo y seguirá vía electrónica la maestría en Gestión Pública.