Foto: Archivo/Vanguardia
El Universal
La industria de restauranteros opina que no se cumplieron las expectativas en esta temporada vacacional
Acapulco. La Secretaría de Turismo Municipal reportó, durante estas vacaciones de verano, una ocupación hotelera del 75% y estima que para el cierre de la temporada el porcentaje de afluencia turística se incremente 10 puntos porcentuales más.

La secretaria de turismo en Acapulco, Erika Luhrs Cortés, reconoció que el comportamiento turístico ha variado desde que inicio la temporada vacacional de verano pero explicó que se podrían cerrar las vacaciones con una ocupación de un 85 por ciento con el arribo de turismo nacional.

"Bueno estamos arriba del 75 por ciento en ocupación hotelera, Caminos y Puentes Federales nos indica que el aforo vehicular es bueno y que se está incrementando por la autopista y la carretera federal, estamos viendo a un Acapulco cada día más lleno y esperemos que la temporada cierre bien" apuntó.

En contra parte, los Restauranteros Unidos de Acapulco (RUA) manifestaron su inconformidad porque la temporada vacacional de verano no ha cumplido totalmente las expectativas aunque manifiestan que las ventas se han incrementado en un 50%.

El presidente de la RUA, Javier Reinada Carbajal, señaló que a pesar de que la temporada no ha cumplido con las expectativas, aún tienen las esperanzas de que en las dos últimas semanas de vacaciones los comercios establecidos puedan "tener un respiro" y obtener ganancias importantes en sus negocios.

El presidente de la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles del puerto, Javier Saldivar dijo que las hospederías que se ubican en el Acapulco Tradicional han alcanzado una ocupación baja desde que iniciaron las vacaciones del 40%.

"Las expectativas no se han cumplido desde que inició las vacaciones de verano y sólo hemos logrado el 40 % de ocupación cuando el promedio fue del 70%".

Comentó que esto se debe a la falta de promoción de las autoridades del sector turístico, la inseguridad, los seudo informadores que acaparan al turista cuando va llegando a los hoteles, las bajas tarifas que dieron hoteles de la zona dorada y ha sido una competencia desleal para la hotelería del Acapulco Tradicional.

A su vez, asociaciones civiles organizadas repartieron cocos a los turistas nacionales que se paseaban en playa Papagayo, con la finalidad de que los vacacionistas se fueran con una buena impresión de este puerto y que no solamente las asociaciones se manifiestan con inconformidades a la autoridad, si no que coadyuvan a la buena imagen del destino.