Universal
El departamento legal de la Conade ya estudia las posibles sanciones que le podrían imponer a Mariano Lara, actual presidente de la FMA
El reclamo de la velocista Ana Gabriela Guevara sobre lo que considera malos manejos dentro de la Federación Mexicana de Atletismo (FMA) encendió los focos de alerta en la Comisión Nacional del Deporte (Conade) cuyo departamento legal ya estudia las sanciones que podrían imponer a Mariano Lara, presidente de la FMA, en caso de que no se llegue a un acuerdo.

"Se puede dejar de otorgarle recursos federales e incluso quitarle su representatividad ante el Sistema Nacional de Cultura Física y Deporte", previno el coordinador de Normatividad y Asuntos Jurídicos de la Conade, José Luis Valle Cosío.

Para Cosío sería ideal encontrar una solución a las quejas de los atletas en contra de Lara y su manejo de la FMA por medio de la cooperación y conciliación entre las entidades deportivas, Conade, Comité Olímpico Mexicano y Confederación Deportiva Mexicana.

"Vamos a velar por el cumplimiento de la ley. Si el hecho de cumplir la ley tenemos que aplicar las sanciones que la misma establece, no nos detendremos sobre el particular", aseveró.

De acuerdo con Cosío, ha iniciado la recolección de documentos y reclamos de parte de los atletas para la investigación.

De igual manera se buscará indagar si el recurso federal que se le otorgó a la Federación Mexicana de Atletismo como presupuesto anual se utilizó de manera cabal.

"Si etiquetamos un recurso en hospedaje o alimentación, ellos deben comprobarlo precisamente en eso, no en boletos de avión", ejemplificó el subdirector general de Calidad para el Deporte en la Conade, Juan Manuel Rotter.

Esto después de que Ana Gabriela Guevara diera a conocer que el comité organizador del Campeonato Mundial de Osaka, Japón, pagó más del 80% de los gastos de hospedaje y alimentación de los atletas que asistieron al Campeonato Mundial; no obstante, la FMA recibió presupuesto de la Conade para dicho viaje, por lo que cabría aclarar en qué se gastó el recurso.

En caso de que Lara fuera desconocido por el Sistema Nacional de Cultura Física y Deporte, perdería toda oportunidad de tomar parte en eventos reconocidos por este organismo, así como recibir cualquier tipo de subsidio o recurso federal para la FMA.

"Realmente un presidente de federación que no es reconocido por ninguna instancia del deporte organizado, creo que la federación debería ser un poco sensible y analizar si les conviene tener un presidente en esas condiciones o no", advirtió el Coodinador de Normatividad y Asuntos Jurídicos de la Conade.

Tanto Rotter como Valle Cosío respaldaron la postura del titular de la Conade, Carlos Hermosillo, al manifestar completo apoyo hacia los deportistas.