Foto: Tomada de Internet
El legislador aseguró que además de las omisiones respecto a su labor como alcalde, Zermeño también se ha conducido de forma incorrecta con grupos minoritarios

Tras ser designado como delegado del Comité Directivo Estatal del PRI en Torreón, el líder del Congreso del Estado, Samuel Rodríguez Martínez, calificó como “desastrosa” la administración de Jorge Zermeño en el municipio lagunero, por lo que buscará que regrese el PRI al poder. En los próximos días definirá si se separa temporalmente de su cargo como diputado.

La semana pasada, el PRI designó a Rodríguez Martínez como delegado tricolor en Torreón para el proceso electoral mediante el cual se renovarán los Ayuntamientos, diputaciones federales y senadurías. Señaló que se tiene el compromiso principal de lograr que el PRI vuelva a la alcaldía de Torreón.

“Creo que son responsabilidades que no podemos rechazar como militantes de un partido”, dijo, “En Coahuila ha sido siempre una competencia política importante entre PRI y el PAN y ahora otros partidos. Creemos en el caso del municipio de Torreón, así como hemos obtenido el triunfo anteriormente, estamos en la competencia con la posibilidad de ganar”, indicó.

Aseguró que a casi tres meses de haber iniciado funciones, la administración municipal de Torreón, a cargo del panista Jorge Zermeño, ha sido desastrosa, pues no ha atendido los servicios prioritarios que exige la ciudadanía, la cual dijo que se dará cuenta de las omisiones y tomará una decisión el 1 de julio.

“En esta ocasión tengo toda la confianza en que la gente de Torreón se ha dado cuenta de la pésima administración que tienen. En dos meses que tiene el presidente, ha descuidado cosas importantes que en un municipio como Torreón deben atenderse, como los problemas primarios, seguridad, alumbrado, pavimentación, el día a día de las personas”, indicó.

El legislador aseguró que además de las omisiones respecto a su labor como alcalde, Zermeño también se ha conducido de forma incorrecta con grupos minoritarios, lo cual estaría siendo observado por organismos internacionales.

Sobre la manera en la que combinará su labor como delegado del PRI y como diputado y Presidente de la Junta de Gobierno del Congreso Local, Rodríguez Martínez dijo que en los próximos días tomará una decisión sobre si se separa de su cargo como legislador o se mantiene en el mismo.

“Acepté esa responsabilidad y tomaremos una decisión de cuál va a ser la forma de operar esta delegación y saber qué hacemos con la responsabilidad que tenemos como presidente de la Junta de Gobierno”, concluyó.