Foto: AP
Neil Warnock, técnico del Cardiff, se dice impresionado por la unión que se mostró en el homenaje al jugador

BUENOS AIRES. El entrenador del Cardiff, Neil Warnock, afirmó estar "impresionado" por la unión que mostró este sábado Progreso, el pueblo argentino donde creció Emiliano Sala, durante el homenaje y despedida que brindaron al futbolista.

Es un momento muy especial. Todo el pueblo está junto y estoy impresionado por la unión que se formó para recordarlo", aseguró Warnock.

El entrenador de 70 años llegó al pueblo de tres mil habitantes perteneciente a la provincia de Santa Fe (centro) junto al director general del conjunto galés, Ken Choo, y se mostró perplejo por lo sucedido a Sala.

Foto: AP

"Estas cosas no suceden en el futbol. Nunca he conocido en 40 años de entrenador una cosa como esta, es algo que esperas que nunca pase. Fue muy emotivo tener que disputar partidos al mismo tiempo. Era mi jugador, los sentimientos me han perseguido todo el tiempo", confesó.

Además, reveló la conversación que mantuvo con Emiliano poco después de que este firmara por el conjunto de la primera división inglesa.

"Él me dijo, 'yo te voy a dar los goles, voy a ser la clave de este equipo' y yo le dije que seguro iba a ser así. Él era un tipo de jugador con un corazón gigante y como persona no conozco a nadie que haya dicho una mala palabra acerca de él o que haya tenido un mal discurso sobre él", manifestó.

Foto: AP

Asimismo, expresó su agradecimiento por poder asistir al homenaje a Sala.

"Nosotros queríamos venir aquí. Yo estoy muy agradecido y orgulloso de haber venido", destacó.

Warnock y Choo llegaron ayer a Argentina y tuvieron la oportunidad de compartir tiempo con la familia del futbolista.

"Ayer estuvimos con los padres y hoy hemos hablado con ellos numerosas veces. Ella (la madre) está llorando cada cinco minutos y todo el tiempo recuerda a su hijo, es muy traumático para ella. Es una mujer maravillosa, ella, su padre, sus hermanos... Todos parecen estar unidos en este dolor", concluyó.

Además de los representantes del Cardiff, llagaron a Progreso integrantes del cuerpo técnico y la plantilla del Nantes, equipo francés en el que Sala consiguió sus mayores logros deportivos, para acompañar a los familiares, amigos y vecinos en la despedida del jugador argentino.