Especial
A través de grupos en redes sociales, vivales comercializan especies endémicas de la entidad

Grupos encriptados en redes sociales y páginas en Internet ofertan desde el extranjero suculentas y cactáceas que solo habitan en los ecosistemas áridos de América, entre ellas las especies endémicas de Coahuila.

Cada periodo vacacional es una oportunidad para que decenas de personas se lleven algunas plantas o animales de Coahuila con propósitos como conservarlos en su casa y hasta reproducirlos, aseguró Javier de Jesús Rodríguez Mendoza, procurador de Medio Ambiente.

“No es nuevo que los extranjeros busquen saquear nuestros desiertos, pues se cuenta con una gran diversidad de cactáceas que resultan interesantes para los aficionados de las plantas en otros países, pero también coleccionistas locales”, agregó el también exdiputado del Partido Verde Ecologista.

Lo anterior evidenciado en decenas de grupos cerrados en redes sociales ofrecen la venta de cactáceas y plantas exóticas, mientras que páginas como Mercado Libre comercializa plantas que en su descripción aseguran son extraídas del país.

Así como coleccionistas locales que exhiben la extracción de los ejemplares, muchos de éstos en peligro de extinción o es una especie protegida, sin percatarse, vendedores y clientes del atentado al ecosistema que representa, pues se obtienen ilegalmente mediante la recolección furtiva en zonas desérticas.

“Es una realidad, desafortunadamente no solo son extranjeros sino también quienes vacacionan en las áreas naturales porque se les hace fácil llevarse un cactus o cactácea a casa donde además, no se asegura ni procura su conservación”, comentó el Procurador.

Lamentó que la denuncia sea casi nula, mientras el tráfico de cactáceas y peces continúa, pues además, reconoció, es casi imposible mantener vigiladas todas las áreas naturales de Coahuila donde se encuentran dichas especies silvestres.

Destacó que entre los lugares mayormente saqueados se encuentra el Cerro de las Noas, en Torreón con la extracción de cactáceas; las Ciénegas de Cuatro Ciénegas con la extracción de hasta 11 especies diferentes de peces endémicos, y hasta la Región Sureste  con el tráfico de gila modesta, también conocida como carpita de Saltillo.

También mencionó el tráfico ilegal de bonetes, plantas endémicas de la Comarca Lagunera en peligro de extinción, peyote y orégano y noas, que después son decomisadas en países como Japón, Alemania y Estados Unidos, o con personas que se dedican a la medicina alternativa.

Por su parte, la secretaria de Medio Ambiente, Eglantina Canales, lamentó que el saqueo en el territorio coahuilense continúe, sin que ni siquiera se sepa su verdadero fin.

“Ocurre en todos lados y existen actualmente formas sofisticadas de extraerlos buscando que el delito pase inadvertido”, lamentó, en ocasiones los vacacionistas toman esta propiedad de la nación para luego abandonarlas y hasta olvidarlas en sus vehículos, agregó.

“Está prohibido, simplemente nadie debe tomar algo que le pertenece a la naturaleza”, coincidió Canales con Rodríguez Mendoza, exhortando a la población que radica cerca de dichas áreas naturales a denunciar cualquier saqueo de la riqueza del noreste.

¡NO LO HAGA!

El tráfico de cactáceas y hasta de peces endémicos de Coahuila se incrementa en temporada vacacional.

 Grupos encriptados en redes sociales y páginas en Internet ofertan desde el extranjero suculentas y cactáceas que solo habitan en los ecosistemas áridos de América, entre ellas las especies endémicas de Coahuila.

> A través de Mercado Libre algunos vendedores ofrecen plantas extraídas en del país.

> Los lugares de Coahuila mayormente saqueados son: El Cerro de las Noas, en Torreón; las Ciénegas de Cuatro Ciénegas y Región Sureste.

> Las especies mayormente saqueadas son: peyote, orégano y noas; pescados endémicos de Cuatro Ciénegas; gila modesta, de Saltillo.

Eglantina Canales