Cortesía
Emilio Azcárraga emitió un comunicado en donde asegura que aprendieron de los errores y todos en la administración del Estadio Azteca están decididos a enmendarlos

Luego de recibir gran cantidad de mensajes por parte de la afición, en la que expresan su enojo e indignación, finalmente Emilio Azcárraga, dueño del Grupo Televisa, empresa operadora del Estadio Azteca, pidió perdón a todos los afectados en un comunicado publicado mientras se lleva a cabo el juego entre Chiefs y Rams en Los Ángeles, luego de que estaba planeado llevarse a cabo en el Coloso de Santa Úrsula de la Ciudad de México.

El evento finalmente fue cancelado por autoridades de la NFL debido al pésimo estado en que se encontraba el pasto del Azteca y no querían exponer a sus jugadores a sufrir alguna lesión.

De hecho antes de que se diera a conocer la noticia el pasado martes por la tarde, se había filtrado en diversos medios de comunicación que varios jugadores planeaban boicotear el partido, ya que se trataba de dos de los equipos con mejor récord de la NFL y que lucen como favoritos para llegar hasta el Super Bowl.

“Les ofrezco una sincera disculpa, a título personal y a nombre de todos los que laboran en la Administración del Estadio Azteca”, indica Azcárraga Jean. “ Hemos aprendido de nuestro error y estamos decididos a enmendarlo”.

El día de hoy el propio comisionado de la liga, Roger Goodell, ya había confirmado que la NFL regresaría a la Ciudad de México en el 2019, por lo que Televisa tendrá que hacer lo necesario para que el pasto se encuentre mejor que nunca, luego de la verguenza histórica que sufrió el país ante la irresponsabilidad de llevar a cabo cualquier cantidad de eventos en el inmueble sin tomar en cuenta las concecuencias.