Fotografía sin fecha de la cantante Selena, la reina del "tex-mex" Selena, que continúa siendo una de las artistas con más ventas en la escena musical y una de las voces más exitosas en la historia de la música hispana contemporánea. / Foto: EFE.
Con apenas 9 años dio muestra de su talento musical y su padre le formó una banda a su medida con la que acabaría por convertirse la mayor estrella de la música latina en Estados Unidos a principios de los 90. Un auténtico icono que alcanzó la categoría de leyenda al ser asesinada cuando estaba en el mejor momento de su carrera musical. Este 16 de abril cumpliría 50 años

“La razón por la que aprecio tanto todo lo que sucede a mi alrededor es porque nunca lo esperé. Nunca lo soñé ... nunca en mis sueños más locos pensé que llegaría tan lejos y planeo mantener esa actitud”, aseguraba Selena Quintanilla cuando ya se había convertido en la gran estrella de la música latina en Estados Unidos.

Un auténtico fenómeno musical que, a principios de los noventa, deslumbró como el primer icono de la biculturalidad en Estados Unidos, un ídolo de masas para la comunidad latina, especialmente para aquellos que, aun habiendo nacido al norte de la frontera, se sentían mexicanos, para quienes lo habitual era hablar español con la familia e inglés fuera de casa. 

La propia Selena, nacida en Texas e hija de migrantes mexicanos, triunfó cantando en español pero siempre prefirió dar las entrevistas en inglés, idioma que, por la educación recibida, dominaba mejor.

LA MEJOR ARTISTA LATINA DE LA DÉCADA DE LOS AÑOS NOVENTA

Selena Quintanilla fue un talento precoz que con gran esfuerzo -el suyo y el de toda la familia-, y también las exigencias impuestas, logró convertirse en una leyenda que permanece imborrable, a lo que sin duda no sólo contribuyeron sus éxitos musicales sino su asesinato el 31 de marzo de 1995 a manos de la presidenta de su club de fans.

Un cuarto de siglo después, Selena permanece como una de las artistas latinas que más discos ha vendido en todo el mundo -unos 90 millones-, sólo superada por Gloria Estefan y Shakira, y la revista Billboard la acreditó como la mejor artista latina de la década de los años 90 atendiendo a las cifras de venta de sus álbumes.

Además, Billboard sitúa a Selena en la tercera posición de la lista de los mejores artistas latinos de todos los tiempos, tras Enrique Iglesias y Luis Miguel, atendiendo a los registros de números 1 de la publicación estadounidense. 

Una trayectoria tan fascinante, que apenas dos años después de su fallecimiento se estrenó ‘Selena’, una película biográfica en la que Jennifer López interpreta a la artista chicana, recogiendo el testigo como gran ídolo de la comunidad latina en Estados Unidos con un papel que le supuso una nominación al Globo de Oro como mejor actriz y con el que fue la primera latina en cobrar un millón de dólares por una película.

Fans de la fallecida artista estadounidense Selena con su retrato en alto, eun acto en su honor en Hollywood en 2016.

Pero la vida de Selena Quintanilla no sólo ha sido llevada al cine: a finales de 2020 la plataforma Netflix estrenó la primera temporada de ‘Selena: The Series’ que, después de conseguir una audiencia de 25 millones de espectadores en su primer mes, continuará con la emisión de la segunda temporada el próximo 4 de mayo.

En su última edición, celebrada el pasado 14 de marzo, los premios Grammy concedieron a Selena Lifetime Achievement Award (Premio a la Trayectoria Artística) en reconocimiento a su carrera musical; un premio que se suma al Grammy que logró en 1994 por ‘Live’ como Mejor álbum Mexicano Americano.

“La vida de Selena se truncó, pero sus fans la han llevado consigo a lo largo de los años y su legado se transmite de generación en generación. Eso es increíble”, señaló Abraham Quintanilla, padre de la artista.

ÍDOLO DE MASAS

Selena Quintanilla Pérez nació en Lake Jackson (Texas, Estados Unidos) el 16 de abril de 1971; hija de Abraham Quintanilla y Marcella Ofelia Zamora, que habían emigrado desde México en la década de los años 50.

Tenía 9 años cuando mostró su talento para la canción y su padre decidió formar una banda integrada por Selena y sus dos hermanos, con ella como vocalista,  A.B. al bajo y Suzette a la batería, una formación que empezó su trayectoria como ‘Los Dinos con Selena’, y actuando en el restaurante de comida mexicana regentado por Abraham Quintanilla, para acabar siendo conocida como ‘Selena y Los Dinos’.

De sus primeras actuaciones en todo tipo de eventos y celebraciones, pronto pasaron a giras de mayor importancia hasta que, en 1984, Selena logró grabar su primer LP, ‘Selena y Los Dinos’, para el que grabó canciones del género Tex-Mex en español, y con el que logró gran popularidad en las radios y entre la población hispana de Texas. 

Con ‘Los Dinos’ Selena publicó siete discos, entre ellos ‘Alpha’ (1986), por el que en 1987 fue doblemente premiada en los Tejano Music Awards, al recibir el galardón al álbum revelación y a la mejor vocalista femenina, un reconocimiento que logró en nueve ocasiones consecutivas, coronándose como la reina indiscutible del Tex-Mex.

Hollywood (United States), 04/11/2017.- Chris Perez, el marido de la desaparecida Selena cuando le dieron la estrella de la fama.

En 1989 Selena fichó por la discográfica EMI y dio el saltó como solista -aunque sus hermanos siguieron en la banda que la acompañaba- con la publicación de ‘Selena’, con el que empezó a forjarse la imagen de la artista como icono de la música latina, gracias a la gran variedad de géneros musicales y a canciones como ‘Contigo quiero estar’, que entró en el Top 10 de la lista Billboard Hot Latin Tracks.

Después de reeditar un álbum con algunas de las primeras canciones de su trayectoria musical, publicó ‘Ven Conmigo’, un trabajo con el que logró su primer disco de oro – sería platino gracias a su reedición en 2002- y en el que de nuevo incluyó una gran variedad musical, desde rancheras al pop, con el tema ‘Baila esta cumbia’ como gran éxito.

Poco después de su matrimonio con el guitarrista Chris Pérez, uno de los músicos de su banda, la cantante lanzó ‘Entre a mi mundo’ (1992), un disco que incluye la canción más emblemática de la trayectoria de Selena, ‘Como la Flor’.

Un año más tarde publicó el disco en directo ‘Live’, grabado en el Memorial Coliseum de Corpus Christi (Texas) en febrero de 1993, con el que logró el Grammy al mejor álbum mexicano-estadounidense, y su popularidad ya era tal que su participación en la telenovela mexicana ‘Dos mujeres, un camino’ generó una gran expectación.

No sería la única incursión en el mundo de la interpretación, ya que en 1995 realizó un pequeño papel en la película ‘Don Juan DeMarco’, dirigida por Jeremy Leven bajo la producción de Francis Ford Coppola, y con Johnny Depp, Marlon Brando y Faye Dunaway en los papeles principales.

Para entonces Selena ya había puesto en marcha su propia línea de ropa y había abierto varias boutiques, y lanzado el que sería su último álbum, ‘Amor Prohibido’ (1994), con temas emblemáticos de su carrera como ‘Amor prohibido’ y ‘Bidi Bidi Bom Bom’ y con el que alcanzó sus mayores éxitos: Selena ya era una auténtica estrella capaz de llenar el Astrodome de Houston (Texas) y actuar para 67.000 personas.

Su asesinato, el 31 de marzo de 1995, a manos de Yolanda Saldívar, presidenta de su club de fans y directora de su cadena de tiendas de ropa, generó una auténtica conmoción, especialmente para la comunidad hispana de Estados Unidos, y la elevó a la categoría de leyenda.