Arturo Estrada
México.-En la primera etapa del programa de contingencia para trabajadores que han sido afectados en sus finanzas por paros técnicos en el estado, se ha atendido a 600 personas de dos empresas.
El director del Instituto Estatal del Empleo, Israel Cuéllar Hernández sostuvo que el programa ha comenzado a dar resultados visibles.

"Hasta el momento sólo hay dos empresas que se han acercado a nosotros y son Labasa y San Luis Rassini en el caso de Piedras Negras. Para eso el Estado tiene creado un fondo de 20 millones de pesos para atención a personal", dijo.

Y para definir si se puede apoyar o no a una empresa en particular hay un comité formado por la Secretaría de Fomento Económico y el IEE, el cual tiene por finalidad analizar las solicitudes de apoyo.

"Es para rescate momentáneo de fuentes de empleo, no es para empresas que cierren en definitiva, sino que son para aquellas que tiene un fondo económico que dificulte el pago a sus trabajadores. Cuando esto sucede intervenimos para que los trabajadores no tengan una merma en sus ingresos económicos", expuso.

De la empresa Labasa se están atendiendo a 50 trabajadores, mientras que de San Luis Rassini son 550 empleados.

En el caso de la General Motors, que planea un paro técnico de tres semanas para el próximo mes, Cuéllar Hernández afirmó que si la empresa acuerde al IEE, se atenderá en el comité.