Notimex
México.- Como parte del Programa Especial de Reacción Inmediata para la Atención de Desastres Naturales, desde el 4 de noviembre, cuando se desgajó un cerro en la comunidad de San Juan Grijalva, Chiapas, la Profeco desplegó verificadores para evitar e inhibir la posible comisión de prácticas abusivas.
A la fecha, la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) ha practicado 75 visitas de verificación en establecimientos con giros comerciales de abarrotes, minisuper, carnicerías, pollerías, tortillerías, panaderías, distribuidoras de huevo, recauderías y farmacias.

Además, colocó un sello de advertencia en un establecimiento de abarrotes por incrementar el precio del huevo de 1.00 a 1.20 pesos la pieza, y se inmovilizaron 58 productos (alcaparras en vinagre) por expenderse caducos.

Asimismo se colocaron preciadores en diversos establecimientos para que los consumidores cuenten con elementos para tomar una adecuada decisión de compra, destacó en un comunicado.

En materia de gas LP, la Profeco realizó acciones de verificación en los municipios de Ixtahuatan, Rayón y Pueblo Nuevo, sin que se detectaran anomalías.

Señaló que la brigada instaló en el edificio sede de la presidencia municipal de Pichucalco, una manta espectacular alusiva al programa y ahí mismo se atienden las denuncias de los consumidores.

También opera un camión denominado "Angel Blanco" habilitado como módulo para la recepción de quejas y denuncias.

Apuntó que las acciones se hacen de forma conjunta con personal de la delegación Profeco en Chiapas y comprende las comunidades de Estación Juárez, Ixtacomitán, Salto de Agua, Mecalapa, Solosuchiapa, Estación Cardona, Nuevo Xochimilco, Ignacio Zaragoza y Reforma.

Las acciones en Chiapas se suman a las hechas en Tabasco, donde brigadas de la Profeco hasta el pasado jueves habían practicado 273 visitas de verificación.

Además colocaron sellos de advertencia en 69 establecimientos como abarrotes, pollerías y tortillerías por incrementos de precio en huevo, tortilla, azúcar, frijol y pollo y por la venta de kilogramos de tortilla con faltantes de 50 gramos.

Destacó que en Tabasco se han atendido 11 denuncias por incrementos injustificados de precios en contra de establecimientos con venta de abarrotes y panadería, principalmente.

En diez casos se colocaron sellos de advertencia, toda vez que se constataron alzas en huevo, azúcar y pan, así como venta de producto caduco, y se colocaron mil 550 preciadores en diversos establecimientos de Villahermosa, Nacajuca, Jalpa, Macuspana, Cuduacán y Comalcalco.

La Profeco mantiene las brigadas de verificación en ambas entidades y atiende las demandas de los consumidores y evitar prácticas abusivas de los proveedores de bienes y servicios, ante los efectos que las inundaciones y deslaves.