Ashley Greene y Xavier Samuel, protagonistas de "Eclipse", tercera entrega de la saga vampírica de "Crepúsculo. Foto EFE/Vanguardia
Las dos primeras entregas, "Twilight" (de Catherine Hardwicke) y "New Moon" (de Chris Weitz), recaudaron más de 1.100 millones de dólares.
Los Angeles, EU.- Romance y acción se dan cita en "Eclipse", la tercera parte de la saga "Twilight", cuyo estreno mundial este miércoles aspira a romper récords gracias a la legión de admiradores que poseen Robert Pattinson, Kristen Stewart y Taylor Lautner, su trío protagonista.

Las dos primeras entregas, "Twilight" (de Catherine Hardwicke) y "New Moon" (de Chris Weitz), recaudaron más de 1.100 millones de dólares. "New Moon" tuvo el mejor estreno de la historia, con 72,7 millones de dólares en noviembre del año pasado, y algo más de 140 millones durante el primer fin de semana de exhibición.

"Eclipse", la tercera entrega, dirigida por el británico David Slade ("30 Days of Night"), ha sido saludada por ciertos sectores de la crítica como la mejor hasta ahora, gracias en parte a su mezcla de inocencia, elementos oscuros y efectos especiales al servicio de estos vampiros románticos, alejados de la imagen tétrica y siniestra que la literatura y el cine han ofrecido de ellos históricamente.

De nuevo los protagonistas son Edward (Pattinson), Bella (Stewart) y Jacob (Lautner), envueltos en un triángulo amoroso que deberá hacer frente a la amenaza de un ejército de sanguinarios vampiros neófitos mientras surge una alianza entre los lobos del clan Quileute y los vampiros de la familia Cullen.

Bella debe elegir entre su amor por Edward o su amistad con Jacob, a sabiendas de que su decisión puede propulsar una nueva guerra entre vampiros y hombres lobo.

Además, debe decidir si acepta la propuesta de Edward de casarse con él antes de que él mismo sea el responsable de un cambio absoluto en la vida de la joven: la conversión a vampiro.

El filme, en el que aparecen Bryce Dallas-Howard, Ashley Greene y Nikki Reed, cuenta asimismo con la presencia de la colombiana Catalina Sandino Moreno, candidata al Oscar a la mejor actriz por "María llena eres de gracia".

La intérprete acudió el pasado jueves a Los Angeles para la presentación mundial de la obra, en el marco del festival de cine de la ciudad.

"Es un fenómeno impresionante", dijo la intérprete a Efe. "Algo increíble. Me acuerdo de estar filmando de noche en Vancouver (Canadá) y ver, cuando me iba en el coche, a familias enteras aguardando a los protagonistas. Aún no me creo haber podido participar en algo así", añadió.

La actriz da vida a María, un personaje secundario que convierte en un malvado vampiro a Jasper (Jackson Rathbone) y con ello se emprende el intento de destruir el mundo por parte de un nuevo ejército de "chupasangres".

"Es la encargada de armar una nueva confederación de nuevos vampiros cuyo único objetivo es la destrucción total. Es un papel fuerte, diferente e interesante", dijo la actriz, quien no cree que repita aparición en las siguientes cintas de la franquicia.

Y es que más adelante llegará "Breaking Dawn", la última parte de la saga literaria, que se dividirá en dos películas dirigidas por Bill Condon ("Dreamgirls"), ganador de un Oscar por el guión adaptado de "Gods and Monsters".

El guión, una vez más, correrá a cargo de Melissa Rosenberg, quien ha adaptado al cine la totalidad de esta obra de Meyer.

En "Breaking Dawn" se descifran muchos de los secretos y misterios de la saga escrita por Meyer. Entonces sus actores podrán despedirse de unos personajes que los convirtieron, de la noche a la mañana, en rostros universalmente conocidos.

"Todo el mundo les está mirando", dijo Sandino Moreno sobre sus famosos compañeros de rodaje. "Tiene que ser difícil para ellos, que son muy jovencitos. No sé cómo están lidiando con toda esa presión, pero imagino que tienen gente muy buena a su alrededor que les cuida y les guía", agregó.