Francorchamps.- Fernando Alonso fue el piloto más veloz ayer en las sesiones de práctica del Gran Premio de Bélgica.
Aún así, el bicampeón mundial de la Fórmula Uno no pudo escapar de la controversia.

Un día después que McLaren recibió una histórica multa de 100 millones de dólares y fue expulsado del campeonato de constructores por espiar a Ferrari, la Federación Internacional de Automovilismo publicó correos electrónicos de Alonso que, según el organismo, lo involucran directamente con el escándalo.

La FIA citó intercambios de e-mails que presuntamente prueban que Alonso y el piloto de prueba de McLaren Pedro de la Rosa tenían información secreta de Ferrari sin autorización.

Esos correos son parte de la evidencia que desembocó en la multa a McLaren, y ensombrecieron el día en una de las pistas más difíciles de la Fórmula Uno.

Alonso cronometró 1 minuto, 46.654 segundos en el circuito de 7.004 kilómetros, un recorrido lleno de cuestas que pone a prueba tanto al vehículo como al piloto.

El español superó por .111 segundos a su compañero de equipo y líder del campeonato Lewis Hamilton, quien hasta el momento no ha sido vinculado con el escándalo.