Juan Francisco Valdés
Saltillo, Coah.- Cuando realizaba sus labores de limpieza dentro de la empresa vinícola Casa Madero, ubicada en Parras de la Fuente, Coahuila, un conserje falleció de manera instantánea al sufrir una caída de su propia altura, durante la tarde de ayer.
El turno de Jesús Roberto Flores Muñiz, quien contaba con 43 años de edad, comenzó a las 15:00 horas, limpiando el área donde se encuentran los enormes tanques para almacenar el vino y un descuido hizo que tropezara cayendo al suelo.

Al parecer su excesivo peso no le permitió detenerse y terminó golpeándose, provocándose una fractura en la base de cráneo, lesiones que no le permitieron levantarse y quedó en posición boca abajo en un charco de sangre ante la mirada de sus compañeros.

Nadie creía lo que ocurría dentro de la reconocida vinatería ubicada en el kilómetro 17 de la carretera estatal Parras-Paila y pidieron ayuda vía telefónica a la Cruz Roja para que se encargaran de brindar los primeros auxilios.

Los socorristas de la Benemérita institución arribaron en cuestión de minutos e hicieron una rápida valoración al caído confirmando su muerte, por lo que solicitaron la presencia de las autoridades estatales y municipales.

Unicamente se les permitió el acceso al Ministerio Público, Joel Vásquez Barrios, quien llegó acompañado de un grupo de peritos y un médico legista, para investigar si presentaba huellas de violencia.

De inmediato se interrogó a personas que laboran en la compañía, pero nadie vio el accidente que sufrió don Roberto y que sólo escucharon un fuerte ruido que los asustó.

Finalmente el cadáver fue llevado al Centro de Salud de Parras, con el fin de realizarle la necropsia de ley y el día de hoy se dará a conocer si la persona padecía de alguna enfermedad.