Salvador Franco/Excélsior
La dotación de recursos a la cultura y al cine es el resultado de una serie de peticiones y propuestas planteadas a los diputados Gerardo Flores, presidente de la Comisión de Radio, Televisión y Cinematografía, y Kenia López, presidenta de la Comisión de Cultura, principalmente. Pero también de una serie de cabildeos realizados por diversas figuras del cine, quienes no dudaron en hablar con los legisladores con tal de dotar de mayores recursos a estos organismos rectores del cine.
México, D.F..- El cine mexicano ya tiene presupuesto para 2010. La madrugada de ayer, la Comisión de Egresos de la Federación confirmó que el Imcine, el Centro de Capacitación Cinematográfica, los Estudios Churubusco y la Cineteca Nacional trabajarán en el próximo año con una partida prácticamente idéntica a la de 2009, pues la diferencia es de un millón de pesos menos en total.

"Por un millón no me desmayo", expresó bromista V íctor Ugalde, presidente de la Sociedad Mexicana de Realizadores de Cine y Medios Audiovisuales y uno de los principales activistas cinematográficos, quien junto con la comunidad fílmica de nuestro país defendió el presupuesto para el séptimo arte.

La dotación de recursos a la cultura y al cine es el resultado de una serie de peticiones y propuestas planteadas a los diputados Gerardo Flores, presidente de la Comisión de Radio, Televisión y Cinematografía, y Kenia López, presidenta de la Comisión de Cultura, principalmente. Pero también de una serie de cabildeos realizados por diversas figuras del cine, quienes no dudaron en hablar con los legisladores con tal de dotar de mayores recursos a estos organismos rectores del cine.

"Todos ellos convencieron a la Secretaría de Hacienda para que no le quitara un peso a la cultura en este presupuesto y con ello trataron de acercarse a los 13 millones que tuvo ese sector en 2009. Gracias a esto las entidades tienen un presupuesto similar", precisó Ugalde, quien celebró la sensibilidad de los legisladores con un tema de vital de importancia como lo es la cultura.

"La Cámara de Diputados, que es nueva, tuvo el interés de ver el panorama de la industria y cómo se ha desarrollado en los últimos años. Después de eso consultó las cifras prestadas por la Secretaría de Hacienda y se dio cuenta que eso iba en contra del desarrollo del país.

"Los diputados saben que la Cultura es un nicho muy dinámico, que atrae y que genera inversión, así es que lo discutieron, lo trabajaron y lograron convencer al presidente de la Comisión de Presupuesto", añadió Ugalde.

 Finalmente, Ugalde recomendó a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público que descubra que las industrias culturales en el mundo generan beneficios, incluso económicos, que respaldan por mucho su existencia y preservación en un país como México.

"Por eso nos gustaría estar cerca de los legisladores, pero también de Hacienda para que entienda que en el mundo el sector de la cultura es el más dinámico y que permite que se generen nuevas economías de escala, pues el dinero que manejan las industrias culturales en el mundo es altísimo", concluyó.