Foto: Especial
En la Berrueto también ha habido varias peleas entre alumnos

A casi 57 años de haber sido fundada con el objetivo de educar a los jóvenes saltillenses, la escuela secundaria Federico Berrueto Ramón ha repuntado por generar noticias de adicción y violencia protagonizadas por sus propios alumnos; sin embargo, sus propios directivos señalan que esto en gran parte se debe al comportamiento de los alumnos del turno vespertino.

La institución ubicada en el Centro Histórico, frente a la Alameda de Zaragoza, recientemente registró el caso de cuatro alumnos que se encontraron presuntamente drogados durante clase tras haber consumido estupefacientes y que fueron ya canalizados por la Secretaría de Educación a la Pronnif; sin embargo, autoridades de la institución aseguran que el problema de conducta se registra con estudiantes del turno vespertino únicamente y afectan la imagen en general de la institución.

“El problema es que hay dos turnos y hablan en general, cuando sucede algo en el turno contrario, no especifican en que turno pasó y así nos catalogan a todos”, dijo el subdirector del turno matutino, Pedro del Ángel.

El directivo comentó que, en la institución, la población es muy distinta de un turno a otro, pues al menos durante el horario matutino, los problemas que son atendidos por tutores, orientadores, el departamento de trabajo social, o la misma gente del USAER atiende casos de bajo rendimiento escolar, descartando las adicciones y problemas de violencia entre los jóvenes.

“No tenemos ese tipo de problemas en el turno matutino hasta ahorita” ,refirió al descartar adicciones entre los jóvenes de la mañana, “la problemática es del turno vespertino, varía el comportamiento de los alumnos porque hay mucha libertad”.

Del Ángel aseguró que tanto las autoridades educativas que son los encargados de llevar el orden, así como los padres de familia de los alumnos adolescentes no tienen el orden entre los estudiantes y por ende se derivan esta serie de incidencias.

Además opinó que los casos más polémicos se han en “la Berrueto” fueron en el turno vespertino, pese a que el turno matutino cuenta con 945 alumnos distribuidos en 25 grupos.