Cortesía
Según diversos reportes indican que el quarterback de Vikings, Teddy Bridgewater, tampoco jugaría la próxima campaña, al no poder recuperarse a tiempo de una cirugía en la rodilla

Según diversos medios, se anunció que el quarterback de los Vikings de Minnesota Teddy Bridgewater se perdería la siguiente temporada debido a que no terminaría de recuperarse por la cirugía que le practicaron en la rodilla.

Reportes de Bleacher Report indican que información surgida este viernes del equipo de Minnesota, indica esperan que su quarterback drafteado en la primera ronda del 2014 se esté reportando con el equipo hasta marzo del 2018.

De ser ciertos estos informes, Bridgewater estaría perdiendo un total de dos campañas en la NFL a consecuencia de la misma lesion.

El mariscal de campo se lesionó el pasado 30 de agosto del 2016 cuando realizaba prácticas con el equipo con miras a iniciar la campaña.

Teddy se desplazaba hacia atrás para soltar un pase cuando plantó el pie y se desplomó. Se sujetó la rodilla izquierda ante la preocupación de sus compañeros y entrenadores de Minnesota.

Luego de una serie de estudios se determinó que había sufrido una dislocación de la rodilla izquierda, con ruptura total del ligamento cruzado anterior.

Vikings tenían un equipo muy sólido para pelear por apoderarse del Norte de la NFC y ser un serio candidato en los playoffs.

 

De hecho tuvieron un arranque sorprendente esta campaña, sin importar que agregaron de último momento al quarterback Sam Bradford, mucho gracias a su gran defensiva. Pero ya a mitad de la campaña, su cuerpo de defensores comenzó a pagar las consecuencias del desgaste de tener el equipo sobre sus hombros y terminaron siendo superados en su división por Green Bay y Detroit.

A eso se le suma que su corredor estrella, Adrian Peterson también se lesionó a las primeras de cambio y regresó al final de la campaña.

Es probable que sigan con Sam Bradford en los controles, aunque cabe la posibilidad de que entren a la puja por hacerse de los servicios de Tony Romo, quien ya ha tenido acercamientos con Denver, luego de perder la titularidad en los Dallas.