Las ciudades son las principales causantes del cambio climático, porque en su territorio es donde ocurren los procesos que generan mayores emisiones, por su alto consumo energético y por las emisiones que genera la industria, el transporte, el comercio. En las ciudades se genera casi el 80% de las emisiones globales. Justamente es en las ciudades donde podemos encontrar las soluciones.

Las ciudades deben orientar su crecimiento hacia un desarrollo bajo en carbono y resiliente ante los impactos del cambio climático ello implica una planeación integral, donde la visión metropolitana y basada en la naturaleza es fundamental y en estos momentos, ya impostergable. 

La planeación metropolitana con la resiliencia climática se construye de varios elementos. Primero, planear de forma diferente: debemos planear más allá de los límites administrativos, basados en la lógica de la movilidad socioeconómica y su interacción con el territorio, con los recursos naturales, para identificar qué daños hacemos y cómo podemos reducirlos, evitarlos o restaurarlos. Tomar decisiones basadas en criterios ambientales y de sustentabilidad, implica también el desarrollo de capacidades institucionales en otro nivel: el metropolitano, para aplicar de forma efectiva los instrumentos de política y lograr financiamiento de infraestructura sustentable. Incluso planear a nivel de cuenca hidrológica sería lo ideal. 

Segundo, es necesario tomar las decisiones de política pública basada en investigación científica, para conocer cómo está cambiando el clima en la región, qué efectos se tendrán en el entorno, así se puede tener un panorama del impacto en las principales actividades productivas y los riesgos sociales.

Como tercer elemento, la educación ambiental y participación ciudadana. Es impostergable cambiar hábitos y dinámicas sociales en las ciudades para adaptarnos y mitigar el cambio climático. Necesitamos que la gente participe, pero que esa participación tenga conocimiento e información para realmente contribuir y enriquecer la toma de decisiones para construir una ciudad con resiliencia climática.