Las intensas nevadas alteraron el transporte por tierra y aire. Los caminos se volvieron intransitables y la visibilidad se redujo a pocos metros en el noreste de Dakota del Sur.

Avisos de ventisca fueron difundidos de Colorado a Minnesota y los incendios forestales causaban preocupación en Nuevo México, Texas y Oklahoma a medida que otro llamado “ciclón bomba” azotaba Estados Unidos, donde aumentaba la posibilidad de más inundaciones en el centro-norte.

Las intensas nevadas alteraron el transporte por tierra y aire. Los caminos se volvieron intransitables y la visibilidad se redujo a pocos metros en el noreste de Dakota del Sur. Casi la mitad de los vuelos diarios fueron cancelados en el aeropuerto internacional de Denver.

Se prevé que caigan hasta 61 centímetros (2.5 pies) de nieve en partes del este de Dakota del Sur y el suroeste de Minnesota, indicó el Servicio Meteorológico Nacional. También se pronosticaron vientos de hasta 80 km/h (50 mph), creando condiciones que amenazan la vida de las personas.

La estamos llamando histórica debido a la gran caída de nieve en una zona muy amplia. Impondremos algunas marcas”, declaró Mike Connelly, experto del servicio meteorológico en Aberdeen, Dakota del Sur.

Las autoridades de transporte cerraron la carretera interestatal 29 que va de la zona centro-este de Dakota del Norte a la frontera con Dakota del Norte, y señalaron que diversos tramos de las principales carreteras interestatales posiblemente serían cerrados a medida que el clima se deteriora.

El hielo se forma en un becerro en un rancho en las afueras de Kilgore, Nebraska. Foto: AP

Se informó de numerosos accidentes de tránsito en el noreste de Dakota del Sur, y la tormenta dejó sin luz a miles de casas y negocios en Sioux Falls.

Las autoridades en Colorado cerraron un tramo de 241 kilómetros (150 millas) de la interestatal 76, del noreste de Denver a la frontera con Nebraska, y el gobernador Jared Polis activó la Guardia Nacional en caso de que sea necesario que los efectivos rescaten a automovilistas varados.

Diversos vehículos se accidentaron en Minnesota en un tramo nevado de la interestatal 35, de la cual las autoridades cerraron 16 kilómetros (10 millas), a unos 80 kilómetros (50 millas) al sur de Minneapolis.

En Nebraska, la Patrulla Estatal estaba enviando efectivos adicionales al extremo noreste del estado, y las autoridades cerraron la interestatal 80 en esa región.

Técnicamente, la tormenta cumple con la definición científica de lo que se conoce comúnmente como un “ciclón bomba”, dijo David Roth, meteorólogo del Centro de Pronósticos del Clima del Servicio Meteorológico Nacional en Maryland.

En esencia, este fenómeno comprende una caída rápida en la presión atmosférica y una tormenta que se fortalece en forma extraordinaria, agregó.