Miguel Ángel Riquelme Solís, gobernador de Coahuila. CORTESÍA
Riquelme Solís destaca que en la entidad se pusieron en marcha 4 Centros Reguladores de Urgencias Médicas

A través de la Secretaría de Salud (SS) en Coahuila, el gobierno del Estado consolidó durante este año áreas de detección y prevención del suicidio que permiten salvar vidas de cientos de coahuilenses en depresión.

Miguel Ángel Riquelme Solís, gobernador de Coahuila, señaló que en la entidad se pusieron en marcha 4 Centros Reguladores de Urgencias Médicas (CRUM), se habilitó la Línea de la Vida y el 911, además de poner en marcha la unidad móvil de prevención del suicidio y sumar asociaciones civiles y religiosas para fortalecer la cultura de la prevención.

Determinó que el Instituto de Servicios de Salud, Rehabilitación y Educación Especial e Integral del Estado de Coahuila de Zaragoza mantiene bajo su supervisión la Línea de la Vida, que es atendida por especialistas que se encuentran en las instalaciones del Centro Estatal de Salud Mental.

El Mandatario indicó que durante este año la Subsecretaría de Urgencias Médicas de la SS sumó a médicos, enfermeras y paramédicos que apoyan en la atención del 911, quienes fueron capacitados para atender a las personas en estado de depresión severo o con crisis nerviosas, además de ubicarlos para enviar el apoyo necesario.

Erik Varela Cortés, subsecretario de Urgencias, enfatizó que se puso en marcha un protocolo de atención que ha logrado una mayor coordinación con instituciones, para ser tener mayor efectividad.