Salud reportó ayer 35 nuevas defunciones para un total de 5 mil 487 decesos desde el 4 de abril. CUARTOSCURO
El viernes se registraron 723 casos y ayer, 725 infectados en un día

MONTERREY, NL.- Después que el viernes se registró en Nuevo León la cifra de casos de la enfermedad COVID-19 más alta en cuatro meses, es decir desde el 28 de julio, ayer se elevó a 725 casos para sumar 100 mil 824 pacientes infectados desde que inició la pandemia el pasado 11 de marzo.

Asimismo, el secretario estatal de Salud, Manuel de la O Cavazos, reportó ayer 35 nuevas defunciones para sumar cinco mil 487 decesos desde el 4 de abril, cuando se reportó la primera persona fallecida por la enfermedad viral en la entidad.

El funcionario señaló que hay mil 211 pacientes hospitalizados de los cuales 311 (doce más que el viernes) están asistidos con un ventilador mecánico, ante las complicaciones ocasionadas por el virus SARS-CoV-2.

Cabe mencionar que desde el 28 de julio cuando se reportaron 810 contagios de la enfermedad COVID-19 no se había superado la cifra de 700 pacientes infectados en un día, hasta el viernes que se registraron 723 casos y ayer que aumentó a 725 el número de contagios reportados en 24 horas.

Manuel de la O Cavazos informó que a partir del jueves, en que se empezaron a realizar pruebas antigénicas que permiten detectar a pacientes infectados con el virus SARS-CoV-2 en 15 minutos, hasta ayer se aplicaron 582 exámenes de este tipo que permitieron detectar 242 casos positivos del nuevo coronavirus.

Según el funcionario, el Gobierno estatal adquirió cuatro mil pruebas antigénicas desarrolladas por Laboratorio Sofía, mismas que ya fueron autorizadas por el Indre, y además de que, mientras las de PCR tienen un costo de dos mil pesos, estas cuestan menos de la mitad y tienen una confiabilidad por arriba del 90 por ciento.

Manuel de la O expresó que no porque se realicen las pruebas antigénicas implica que se va a incrementar la cifra de contagios de coronavirus en Nuevo León, pues los casos aumentarán si las autoridades y la sociedad relajan las medidas de prevención y hay mayor movilidad en las calles y otros lugares públicos.