La iniciativa fue turnada a comisiones, donde será estudiada, antes de regresar al Pleno para ser votada. Foto: Vanguardia/Marco Medina
Presenta Verónica Martínez iniciativa para reformar el Código Penal de Coahuila

Los familiares que omitan prestarle cuidados y alimentos a los adultos mayores que les corresponda, podrían enfrentar una pena de cárcel de hasta un año y en caso de que la persona fallezca, la sentencia podría llegar hasta los cinco años.

La diputada local Verónica Martínez, del PRI, presentó una iniciativa de reforma al artículo 314 del Código Penal de Coahuila, en el que se enumeran las sanciones por incumplimiento del deber de dar asistencia familiar a hijos menores, incapacitados o desvalidas, pero no contempla a los adultos mayores.

 

“Los adultos mayores que sean incapaces para laborar, por causas físicas o de salud, tienen el derecho a percibir alimentos por parte de su descendientes o familiares que hayan estado a cargo de ellos”, dijo, “así como existe la obligación de los padres para con los hijos de proporcionar alimentos, también existe de los hijos para con los padres, máxime si se encuentran en una situación vulnerable”.

La legisladora propone adicionar un párrafo al artículo para establecer que los familiares que omitan dar cuidados a los adultos mayores que les corresponda, enfrentarán una pena.

 

“Al familiar que omita auxiliar a un adulto mayor, estando obligado legalmente de prestarle cuidados y alimentos, y que con motivo de ello ponga en peligro su vida, salud o integridad, se le impondrán de tres meses a un año de prisión y multa”, se propone adicionar a la legislación.

 

MUERTE AGRAVARÍA LA PENA

Además de ello, si la citada omisión de cuidados deriva en la muerte del adulto mayor, la pena se incrementará hasta cinco años. Si los adeudos exceden de los tres meses, la persona que se desentiende de sus responsabilidades será inscrita en el Registro Estatal de Deudores Alimentarios Morosos.

Martínez aseguró que el Gobierno del Estado contempla diferentes políticas públicas para apoyar a los adultos mayores desamparados con alimentos y pensiones económicas.