Enrique Peña Nieto, presidente de México, durante la inauguración del Centro Nacional de Tecnologías Aeronáuticas / Foto: Cuartoscuro
No tendrá consecuencias permanentes, aseguró el secretario de Salud

CIUDAD DE MÉXICO.- La irritación ocular que afectó a funcionarios del gabinete presidencial, luego de asistir a la inauguración del Centro Nacional de Tecnologías Aeronáuticas y los Premios de Ciencia y Tecnología en Querétaro, no tendrá consecuencias permanentes, aseguró José Narro Robles, secretario de Salud.

Después de impartir una conferencia en la Universidad Anáhuac, el funcionario federal declaró que autoridades de la Secretaría de Salud están realizando un estudio epidemiológico para saber cuáles fueron los motivos de los síntomas, hasta el momento, la hipótesis es que las lámparas LED que iluminaban el presidio provocaron la irritación.

José Narro Robles, secretario de Salud / Foto: Cuartoscuro

Narro Robles negó que las afectaciones hayan sido resultado de un hecho intencionado.

"Las lesiones más severas se parecen, de acuerdo con tres oftalmólogos consultados, a daños que se registran cuando uno está expuesto a una luminosidad intensa. No tenemos absolutamente ninguna evidencia que hubiera habido alguna intencionalidad".

El secretario no quiso precisar los nombres de los miembros del gabinete que resultaron afectados, pero se conoce que además de Enrique Peña Nieto, presentaron dolencias el titular de la Sedena, Salvador Cienfuegos, el de Hacienda, José González Anaya, el de Agricultura, José Calzada y el de Medio Ambiente, Rafael Pacciano.

Además el gobernador del estado de Querétaro, Francisco Domínguez, también suspendió sus compromisos públicos por problemas de salud. José Narro cree que él no tuvo irritación ocular debido al uso de anteojos.