Foto: Ulises Martínez
La labor de rescate fue inmediata, al herido lo reportan delicado.

Un hombre terminó con quemaduras de segundo y tercer grado en brazos y tórax, al recibir una descarga de 13 mil voltios cuando laboraba en el techo de un edificio, en la calle Manuel Acuña.

Fue en el centro de la cuidad, alrededor de las 10:45 horas, cuando los que caminaban por Acuña, entre Melchor Múzquiz y Lerdo de Tejada; escucharon un estruendo.

De inmediato se escucharon gritos pidiendo ayuda desde lo alto del edificio marcado con el número 519, pues quien fue identificado como Genaro, de 59 años, se encontraba pintando en la parte alta cuando recibió la descarga eléctrica. 

Según sus compañeros de trabajo, Genaro se encontraba pintando con una extensión y al momento de acercar el utensilio a los cables de alta tensión se presentó la chispa que dejó el cable y un tubular que estaba como barandal, quemados y soldados, después de formar el arco eléctrico.

Proceden. Protección Civil se presentó para valorar las condiciones de trabajo del sitio y los permisos con los que contaban los empleados en el edificio.


Tras la fuerte descarga, Genaro salió disparado hacia el piso, y fue auxiliado de inmediato por sus compañeros, mientras llegaba personal de bomberos.

Los paramédicos y rescatistas que se presentaron a atender al hombre realizaron maniobras de rescate para colocarlo en una camilla, después en una canastilla, para enseguida bajarlo por las escaleras del inmueble. El trabajador fue cubierto con una sábana térmica y llevado en estado delicado a las instalaciones del hospital.