El hielo del Artico ha disminuido un 40 por ciento en los últimos 30 años y actualmente presenta el mayor desgaste desde el año 1979, según un informe realizado por la expedición Polaris que ha estudiado la región a lo largo de un mes.
Madrid, España.- La expedición Polaris ha comprobado sobre el terreno la "dramática reducción en la extensión y el grosor del hielo del Artico" que se calcula en un 40 por ciento, según informó hoy el equipo de investigadores en una nota.

La reducción de la capa de hielo en la región del Polo Norte se sitúa en un 7,8 por ciento por década, siendo los datos registrados en el presente año los peores desde 1979, de acuerdo con el informe difundido por la misión.

Asimismo, el Artico ha perdido 240.000 kilómetros cuadrados de hielo desde el año 2005, según el estudio realizado por Polaris, que se ha basado en los datos recogidos sobre el terreno por la expedición y en los datos recopilados hace 20 años por el montañero Miguel Angel García Gallego, quien ha liderado también en esta ocasión la misión de los científicos.

Los investigadores predicen el advenimiento de "un cambio en el clima mundial si el mecanismo de deshielo que impulsa la cinta transportadora de calor del Océano Artico se ve interrumpido debido al papel destacado que tiene el Artico sobre la circulación oceánica mundial".

También afectará a los ecosistemas ubicados en el Artico, especialmente a los osos polares, y dará lugar a un "empobrecimiento cultural", debido a que pueden llegar a desaparecer los pueblos y culturas que habitan esta región del planeta.

El informe establece que existen otros factores que "agravan" el impacto del cambio climático sobre el Polo Norte, como la explotación comercial y la contaminación.