Toronto, Canadá.- Un supuesto hijo ilegítimo que el ex presidente de EU John Kennedy pudo haber tenido hace más de 40 años y que vive en Canadá contactó a un diario canadiense después de que saber que varios medios investigan su historia.
En su edición de hoy, el periódico The Globe and Mail señaló que el supuesto hijo de Kennedy, a quien identifica sólo por su nombre, Jack, y que vive en la ciudad canadiense de Vancouver contactó con el rotativo durante el fin de semana.

"La historia ha salido y pensé que lo mejor sería contactarles directamente antes que la gente empiece a hacer suposiciones", afirmó el individuo, quien, según el diario, tiene un extraordinario parecido con el asesinado mandatario.

La semana pasada el matutino estadounidense The New York Post reveló que la prestigiosa revista Vanity Fair había cancelado la publicación de un artículo sobre el supuesto hijo ilegal de Kennedy después de sostener una conversación con el patriarca del clan, el senador Ted Kennedy.

Vanity Fair respondió a The New York Post que la historia no fue "cancelada", sino que está a la espera de que los resultados de la comparación del ADN de Jack y los Kennedy corroboren el parentesco del hombre de Vancouver con JFK.

Jack leyó al periódico canadiense un comunicado en el que señala que "Vanity Fair necesita ayuda. Necesitamos el ADN de JFK, y si no, ADN de cualquier varón Kennedy directamente emparentado a Joe Kennedy (el padre de JFK), en EE.UU. o en Irlanda".

Según The New York Post, el periodista de Vanity Fair David Friend estuvo trabajando en la historia del hijo de JFK durante más de un año y la publicación envió a un fotógrafo para captar imágenes de Jack antes de la cancelación.

The New York Post también dijo que la madre de Jack, que al parecer fue presentada a JFK por su vicepresidente, Lyndon Johnson, se negó a hablar con Vanity Fair.

Jack declaró a The Globe and Mail que había dicho Vanity Fair "que firmaría inmediatamente un acuerdo con los Kennedy por el que estaría de acuerdo en no buscar ningún tipo de remuneración económica de la herencia de JFK".

El supuesto hijo se ha negado a hablar de su madre, a quien The New York Post identifica como originaria de Texas. Jack sí reveló que es un ciudadano estadounidense y que vive en Vancouver desde hace poco con su mujer canadiense y varios hijos.