LA JORNADA
Madrid, España.- "Si se repasa la historia del ERI (Ejército Republicano Irlandés), lo de los estadunidenses (el 11/S) no resulta tan terrible", afirmó la novelista británica Doris Lessing, premio Nobel de Literatura 2007, en una entrevista publicada el domingo por El País.
"Cualquier estadunidense pensará que estoy loca. Murieron muchas personas, cayeron dos edificios prestigiosos, pero no fue tan terrible ni tan extraordinario como ellos creen; son gente muy ingenua, o fingen que lo son", añadió.

La escritora calificó al presidente de Estados Unidos, George W. Bush, de "una calamidad mundial" y al ex primer ministro británico Tony Blair (al que "siempre odió", dijo) como un "desastre" para su país.

"Siempre odié a Tony Blair, desde el principio. Muchos de nosotros lo odiábamos, creo que ha sido un desastre para Gran Bretaña, y lo hemos padecido muchos años", puntualizó.

"Lo dije desde que fue elegido: éste es un pequeño showman que nos va a meter en problemas, y lo hizo", arremetió Lessing.

"En cuanto a Bush, es una calamidad mundial, todo el mundo está harto de este hombre. O bien es un estúpido, o bien es muy listo, aunque hay que pensar que es miembro de una clase social que se beneficia mucho con las guerras, nos olvidamos de que una guerra beneficia a muchas personas", dijo la escritora.

"¿Sabe? Acabo de terminar un libro sobre la guerra. No pretendía que lo fuera, pero es un libro contra el belicismo. Me asombra cómo olvidamos la influencia enorme que tienen las guerras", reveló Doris Lessing al diario.

Icono de las causas marxistas, anticolonialistas, antirracistas y feministas, la novelista, que el lunes cumplirá 88 años de edad, adquirió la celebridad internacional con el Cuaderno dorado (1962) y una cincuentena de otros títulos.

La academia sueca destacó al concederle el Premio Nobel de Literatura su "capacidad para transmitir la épica de la experiencia femenina y narrar la división de la civilización con escepticismo, pasión y fuerza visionaria".