Notimex
Cuentos, leyendas, poemas, chistes,refranes, juegos y adivinanzas, forman parte del libro "Ni doteki llurgini (ngigua-ngiba, xuani). Lo que cuentan nuestros abuelos chocholtecos e ixcatecos", que restaca la tradición oral oaxaqueña.
Publicado con apoyo de la Dirección General de Culturas Populares, a través del Programa de Apoyo a las Culturas Municipales y Comunitarias (PACMyC), el volumen fue compilado por Margarita Andrés Hernández y Luisa Reyes Macías.

Se trató de una paciente tarea que las llevó a recoger relatos orales entre personas de la tercera edad de ambos sexos de 15 comunidades chocholtecas e ixcatecas, entre ellas Santa María Ixcatlán, San Miguel Tulancingo, Tlacotepec Plumas, San Pedro Nopala, Teotongo, Tamazulapan y San Juan Bautista Coixtlahuaca.

Los textos están impresos en edición bilingüe, chocholteco-español e ixcateco-español, cada uno con referencias de relatores, compiladores y procedencia.

La mayoría de ellos hace alusión a lugares encantados, brujas, fantasmas, seres demoniacos y animales fabulados.

Entre los relatos puede encontrarse a la llorona, que hace acto de presencia en varias leyendas ngigua-ngiba (chocholteco).

Además, juegos como "xuani" (ixcateco), el perro-coyote que se practicaba en la fiesta de Todos Santos (noche del 31 de octubre) en el atrio de la iglesia de Santa María Ixcatlán, con la participación de jóvenes y niños asumiendo los papeles de un pastor, cabritos, perros y coyotes.

El juego requiere que el pastor se distraiga y descuide a sus cabritos; que los coyotes se roben un cabrito y se echen a correr, y que los perros los persigan. Después de una furiosa pelea entre los cánidos, ganan los auxiliares del pastor, regresando el cabrito sano y salvo a su rebaño.

Este juego fue recopilado por Sonia Andrés, María del Carmen Gutiérrez y Rocío Reyes Vargas entre los padres de familia del Centro de Educación Inicial y Preescolar de Santa María Ixcatlán, con traducción del xuani al español de Juana Guzmán.

Los nombres ixcateco y chocholteco son aplicaciones nahuas impuestas a las lenguas originales de las etnias xuani y ngigua-ngiba.

Entre los relatos ngigua-ngiba resalta "El pobre y el rico", contado por Pablo Maldonado Cruz y recopilado por Xa Esther Maldonado.

La traducción al español es de Celerino Maldonado Cruz e Isabel Pérez López. Su contenido anecdótico es muy parecido al celebérrimo cuento Ali Babá y los 40 ladrones, de "Las mil y una noches", aunque, a diferencia de éste, tiene un propósito moral.