Agencias
México, D.F.- La economía mexicana parece estar resistiendo los efectos de la desaceleración estadounidense debido a que los índices anticipados, elaborados por The Conference Borrad, sugieren al menos un crecimiento moderado.
"El comportamiento reciente tanto del índice anticipado como del índice coincidente hasta ahora sugiere que es muy probable que la economía siga creciendo a un ritmo de moderado a fuerte a corto plazo", dijo la organización en un comunicado.

El índice coincidente, una medida de la actividad económica actual, no tuvo cambios en el último mes de 2007 y acumuló un crecimiento anual de 1.4%, lo que significa que mantiene un crecimiento pero a un ritmo más lento. El índice anticipado bajó 0.2% en diciembre, después de haber aumentado los tres meses anteriores.

Los factores negativos fueron los inventarios netos insuficientes, los precios de las acciones y del petróleo, mientras que en la parte positiva se ubicaron el tipo de cambio, la construcción y la producción industrial.

Analistas pronostican que la economía mexicana creció en el último trimestre del año pasado 3.3%, por lo que en todo 2007 el Producto Interno Bruto habría tenido una expansión de 3.1%, según la última encuesta del Banco de México?entre analistas del sector privado.

Para 2008 los expertos pronostican un crecimiento de 2.8%.

Banco de México mantendrá restricción

El Banco de México alertará nuevamente sobre las presiones inflacionarias provenientes principalmente de los precios internacionales de alimentos como el trigo y la leche.

La junta de gobierno del Banxico se reunió ayer y será hoy viernes cuando dé a conocer su postura ante la inflación.

Los expertos no prevén un cambio en la política restrictiva del banco central, es decir, se mantendrá la tasa de interés de fondeo en 7.5%, pero no descartan una baja?en las tasas de interés en meses venideros para fomentar la economía.

"Se abre la oportunidad en el primer trimestre, pero muy probable que suceda? (una baja en tasas de interés) en el segundo", dijo Octavio Gutiérrez, economista principal del BBVA Bancomer.

El mandato constitucional del Banxico es el combate a la inflación, sin embargo, tiene en sus manos el poder de contribuir al crecimiento a través de disminuir las tasas de interés.

La última vez que hubo?modificaciones en la política monetaria fue en?octubre del año pasado cuando aumentó 25 puntos base ante los incrementos en alimentos como el pan, tortilla y huevo.

"Por las condiciones monetarias restrictivas que actualmente atraviesa la economía mexicana en un entorno de desaceleración económica, es probable que Banco de México reduzca su tasa de interés de referencia después de la primera mitad de este año", comentó Rodolfo Campuzano, analista de Invex Casa de Bolsa. (AP)

El propio Banxico y analistas prevén que la inflación en los primeros seis meses del año pudiera llegar al 4.5% anual, en enro la inflación anualizada bajó ligeramente a 3.70%

Una baja en las tasas de interés favorece ?el crédito propiciando una mayor inversión de las empresas y más consumo de las familias.