Antonio Santos / Vanguardia
Saltillo, Coah.- El otrora dueño de los Saraperos, en la década de los 80's, y ahora exitoso empresario minero coahuilense Armando Guadiana Tijerina, es ahora el nuevo propietario de la legendaria ganadería de Jesús Cabrera.
En una transacción calculada en 20 millones de pesos, el empresario saltillense se adjudicó los derechos, los libros, el hierro y aproximadamente 400 cabezas de ganado, entre los que hay principalmente sementales y vacas con la codiciada sangre de Cabrera, estirpe que ha formado al 80 por ciento de las ganadería bravas en México de la actualidad.

Cerca el cambio

El próximo mes iniciará la logística del traslado de animales que aún pastan en el municipio zacatecano de Saín El Alto, pero que pronto lo harán en el municipio de Mazapil, Zacatecas, en el rancho La Cardona. Bien confirmado

El propio Guadiana reveló la noticia días después de haber regresado del Congreso Mundial de Criadores de Toros de Lidia, que se realizó en Aguascalientes a principios de mes, en donde concretó la negociación con su actual propietario José Antonio Velázquez Pérez.

El ganadero saltillense Fernando Lomelí, propietario de la dehesa de Valle de la Gracia, ha sido parte fundamental en la adquisición de tan importante ganadería y será el administrador y apoderado de los destinos de este hierro que se suma al de Villalegre, propiedad también de Guadiana.