Hoy en punto de la medianoche se estrena en algunas salas de cine de la ciudad como parte de su estreno mundial el más reciente capítulo de la saga de “Halloween”.

Dirigida por un respetable director norteamericano David Gordon Green (“Piña Express”; “Experta en Crisis”) “Halloween”, versión 2018, es la más reciente secuela de la taquillera saga del asesino Michael Myers realizada en ocasión del 40 aniversario del estreno del clásico original del maestro John Carpenter que tiene como otro de sus grandes atractivos el regreso de la heroína de 1978 Jamie Lee Curtis ahora convertida en abuela en defensa de su familia en el posible regreso del asesino en la terrorífica fecha para realizar un ritual de muerte y sangre como es su costumbre.

Pero en lo que eso sucede con la más reciente entrega de esta serie de películas que como la original es dirigida sólo para audiencias adultas, desde el fin de semana pasado se exhibe en Saltillo como parte también de su estreno simultáneo con los Estados Unidos una secuela que incluye en su título e historia la noche embrujada que ya no es sólo tradición norteamericana sino de todo el mundo pero en su caso dirigida para toda la familia que da continuidad a la cinta anterior del mismo título estrenada con éxito en el año 2015.

La película a la que nos referimos es “Escalofríos 2: Una Noche Embrujada” (“Goosebumps 2: Haunted Hallowen”), secuela de “Escalofríos” (Rob Letterman, 2015) extraídas ambas de la serie de libros de R.L. Steine y que en las adaptaciones al cine interpreta el actor norteamericano Jack Black, quien en esta segunda entrega aparece sin créditos y haciendo una aparición especial quizás porque fue convocado por el director Eli Roth a ser el protagonista de una cinta del mismo género titulada “La Casa con un Reloj en sus Paredes” que se estrena la semana próxima en México y de la que ya tendremos más oportunidad de comentar en su momento.

“Escalofríos 2: Una Noche Embrujada”, por tanto, gira alrededor de dos nuevos protagonistas, Sonny (Jeremy Ray Taylor) y Sam (Caleel Harris) dos niños que rescatando objetos que pudieran servirles de una casa abandonada encuentran uno de los libros extraviados del mencionado escritor Steine junto a un muñeco de ventrílocuo el cual debido a los poderes que emanan de esa publicación cobra vida para sumir a la población en la que viven en el terror precisamente la noche de Halloween.

Dirigida en esta ocasión por el ganador del Oscar al Mejor Cortometraje Animado del 2005 Ari Sandel “Escalofríos 2” garantiza casi aproximadamente hora y media de diversión para la familia en vísperas de los festejos de Halloween, y aunque los niños protagonistas hacen muy bien su trabajo al igual que actores más conocidos como Wendi McLendon-Covey (de la serie de “The Goldbergs”) o Ken Jeong (“¿Qué pasó ayer?”; “Locamente millonarios”) quien se lleva la película es su antagonista, el muñeco de ventrílocuo Slappy, quien aunque en un universo más “light” por el público al que va dirigido toma la estafeta que le han dejado otro villano del género del pasado como el que confrontó al ganador del Oscar Anthony Hopkins en “Magia” (Richard Attemborough, 1978).

Como dato curioso, aparece también el verdadero escritor R.L. Steine como el jurado de un proyecto de ciencias en el que participa uno de los chamacos.

Comentarios a: galindo.alfredo@gmail.com, Twitter: @AlfredoGalindo