Pero no se puede decir... Que pronto se tenga "tranquilidad". La paz no se ha podido alcanzar hasta ahora, por más que el Estado la busca y se cansa por conseguirla, pero no la encuentra para nada, y la población mientras tanto sufre las consecuencias de personas agresivas y violentas, las que se han multiplicado a toda hora del día y de la noche, ante la paciencia de una autoridad que no se da abasto para combatirla.