Foto: ULISES MARTÍNEZ
Paramédicos de la Cruz Roja quienes atendieron el llamado de auxilio

Una práctica escolar en un laboratorio de la Secundaria General Número 2 por poco termina en tragedia, luego de que una menor de 14 años terminara con una quemadura en la palma de la mano.

El accidente se registró alrededor de las 14:00 horas en el laboratorio de la institución educativa, donde se estaba utilizando gasolina para una práctica escolar.

Abigaíl, de 14 años, estaba vertiendo gasolina en un recipiente, pero el combustible flamable le  mojó la mano, por lo que cuando su compañero de práctica encendió la llama —como debía hacerlo, pero antes de tiempo—, la mano ardió.

Esto ocasionó que la pequeña se quemara la palma de la mano, por lo que los profesores llamaron de inmediato al número de emergencias, para que enviaran a paramédicos de la Cruz Roja en su auxilio.

Por fortuna no fueron lesiones de consideración y la joven quedó en las instalaciones educativas mientras se llamaba a sus padres para que acudieran por ella y la llevaran a consulta médica y determinar así la gravedad de las quemaduras.