Antonio Ruiz / Vanguardia
Saltillo, Coah.- Dentro del programa Universidad Compartida, la UAdeC, con la participación de los estudiantes, médicos, enfermeras, abogados, ingenieros, arquitectos, profesores y trabajadores sociales, contribuirá a la solución de los problemas sociales que afronte la entidad, anunció Mario Alberto Ochoa Rivera.
El rector de la casa de estudios agregó que el programa se desarrollará en los municipios de Coahuila, donde tiene presencia a través de instituciones educativas y culturales la institución en la entidad.

Señaló que el programa Universidad Comprometida también fortalecerá y rescatará algunos aspectos de la vida institucional de toda universidad pública, pero sobre todo generará una corriente que haga posible el trabajo de los universitarios en los sectores sociales más desprotegidos.

La universidad, además de formar profesionistas, tiene la obligación de retribuir en algo lo que se recibe por parte de la sociedad.

Es decir, el trabajo comunitario que podemos hacer los universitarios, para ayudar a resolver la problemática social del municipio, la región y del estado.

Consideró que es "un compromiso que tenemos que resolver de manera muy concreta los universitarios".

El programa Universidad Comprometida pretende que, a través del trabajo de los universitarios directamente en la comunidad, se pueda resolver esa problemática, afirmó.

Por otro lado, la otra área importante de la universidad, la difusión de la cultura, nos vincula con la sociedad y es necesario que la institución se acerque más a la comunidad.

En ese sentido, el programa contempla no sólo el trabajo comunitario que es la labor en los sectores más marginados de la sociedad, sino la labor en general de vinculación con todos los sectores sociales, ratificó.

Pero la otra parte del compromiso de la Universidad es la difusión de la cultura, llevar y acceder a través de estos eventos manifestaciones culturales que muchas veces la sociedad no tiene posibilidades de acceder.

Es llevar la cultura al pueblo y a los rincones más alejados de los centros urbanos, como se efectúa.

Recordó que le dio mucho gusto ver que en un ejido perdido en el municipio de General Cepeda, Macuyú, un dueto de la Escuela Superior de Música interpretó varias melodías clásicas, lo cual encantó a los niños y a la población en general, afirmó.