NOTIMEX
México, D.F. .- La inflación, medida a través del Indice Nacional de Precios al Consumidor (INPC), resultó de -0.26 por ciento en la primera quincena de mayo, gracias a un descenso en las cotizaciones de los bienes y servicios administrados.
El Banco de México (Banxico) informó que la inflación subyacente, que elimina los precios volátiles, se incrementó 0.26 por ciento en los primeros 15 días de mayo, mientras que en el mismo lapso del año pasado el crecimiento fue de sólo 0.10 por ciento.

De acuerdo con el informe, el INPC durante la primera quincena de mayo registró una variación de -0.26 por ciento, mientras que la cifra observada en el mismo periodo de 2007 fue -0.51 por ciento.

Analistas habían previsto un descenso en la inflación de 0.28 por ciento en promedio, propiciado por la reducción en las tarifas eléctricas por la temporada de calor y la baja en los precios de productos agrícolas y de bienes administrados.

Para BBVA Bancomer, en mayo las presiones por los altos precios de los energéticos estarán acotadas por la baja en las tarifas eléctricas, pero hacia delante será clave la magnitud de las alzas en los precios de los alimentos derivados del maíz y trigo.

No obstante, el grupo financiero enfatizó que pese a las alzas de corto plazo, las expectativas de inflación de mediano y largo plazos continúan ancladas y las alzas salariales contenidas.

El Banxico indicó que en la primera quincena de mayo, el subíndice de precios de las mercancías creció 0.36 por ciento, mientras que en igual lapso de 2007 aumentó 0.14, ya que continúan incrementándose los precios de los alimentos.

En ese sentido, el banco central destacó en su informe que en el periodo analizado sobresalieron los aumentos en los precios del arroz, así como de los aceites y grasas vegetales comestibles.

En tanto, el subíndice de precios de los servicios aumentó 0.17 por ciento, mientras que en igual quincena del año pasado creció 0.07 por ciento, debido a la trayectoria alcista observada en las loncherías, restaurantes y transporte aéreo.

En dicho dicho periodo, la variación anual de las tarifas eléctricas tuvo una menor incidencia negativa en el INPC, pues a pesar de los descuentos por el programa de verano en algunas ciudades, aumentaron las tarifas domésticas de alto consumo.

Además, las disminuciones de precios de las frutas y legumbres fueron de menor magnitud, con relación a las observadas durante el mismo lapso en 2007.

Sigue
Baja inflación 0.26 por ciento... dos... 2007

Resaltó que los productos con los mayores precios al alza en la primera quincena de mayo fueron el gas doméstico, vivienda propia, arroz, pollo en piezas, aceites y grasas vegetales comestibles, gasolina de bajo octanaje, frijol y loncherías.

En contraste, los productos con las mayores cotizaciones al alza fueron la electricidad, jitomate, tomate verde, huevo, calabacita, limón, cebolla y servicios turísticos en paquete.

A su vez, las ciudades que observaron una inflación por arriba del promedio nacional fueron San Andrés Tuxtla, Mérida, Iguala, Monterrey, San Luis Potosí, León, Acuña y Tapachula.

Por su parte, las localidades con una inflación menor al promedio fueron Hermosillo, Mexicali, Huatabampo, Culiacán, Matamoros, La Paz, Ciudad Juárez y Colima.

Finalmente, el índice de precios de la canasta básica de consumo registró una variación de -0.76 por ciento durante la primera quincena de mayo de 2008.