Israel Bautista / Vanguardia
Saltillo, Coah.- El Campeonato Nacional de Enduro, el más importante de esta categoría que se corre en México, dio inicio, y ahí estuvo presente el saltillense Jaime Bustos Ramírez, quien terminó las dos extenuantes pruebas sin resentirse de su añeja lesión.
La condición física, el estado mental y una buena motocicleta serán claves para soportar el serial que ahora para el 2008 tuvo un cambio bastante significativo; hasta el 2007 se corría durante 6 horas y medio en un solo día, ahora no, serán dos sesiones (una por día) con igual tiempo es decir, totalizar 13 horas en la etapa.

El pasado fin de semana se corrieron las primeras dos etapas puntuables del campeonato en Arandas, Jalisco, con lo que inició otro reto más para Bustos, quien ya tuvo la satisfacción de haberse coronado monarca nacional de este serial categoría expertos.

"Me fue muy difícil terminar estos dos días de competencia, ya que la motocicleta es nueva, fue lo que más se me dificultó, por mi lesión, al tener casi seis meses sin ninguna actividad física, sin preparación adecuada en gimnasios, sin hacer pruebas en la moto, mucho menos entrenando en la misma", manifestó el saltillense.

Jimmy Bustos está saliendo de una lesión que prácticamente lo marginó de pelear el título nacional del 2007, pero confía en hacer una buena temporada, porque es una lástima que haya perdido tanto tiempo sin poder subirse a su yz 450f 2008 y tratará de recuerpar ese lapso.

"Ya lo hice, creo que mi lesión aun no está totalmente recuperada, estamos hablando en promedio de un 80 por ciento", reiteró el endurista, quien espera sanar totalmente este problema, sólo hay que darle el tiempo para encontrarse bien por completo.

Hablando de la primera fecha doble, Bustos Ramírez, dijo que la gente del sur, sus principales rivales, vertieron buenos comentarios hacia su persona.

"Al parecer estuve haciendo buenos tiempos en las etapas cronometradas, me sentí muy a gusto con mi moto, aparte no tuve ninguna penalización los días de carrera, creo en general me fue bastante bien", comentó el piloto quien corre su máquina matriculada con el número cinco en Expertos.

"Me siento confiado, espero ir escalando poco a poco, no pienso dejar nada a la suerte, estaré próximamente en mi mejor forma física, preparado para vencer cualquier obstáculo que se ponga enfrente", dijo.