El presidente Hugo Chávez pidió permiso a su homólogo colombiano Alvaro Uribe para conversar en Colombia con Manuel Marulanda, jefe de las FARC, a fin de lograr un acuerdo humanitario entre el gobierno de ese país y el grupo insurgente.
Caracas.- Chávez dirigió su mensaje a Uribe por televisión en vivo durante un acto popular el sabado, luego de decir que había recibido una nueva misiva de Marulanda, también conocido como ``Tirofijo'', en la madrugada.

``Esta madrugada recibí un nuevo mensaje de Marulanda, el jefe de la FARC. Yo quiero hablar con el jefe'' de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, dijo el presidente venezolano.

``Yo públicamente voy a hacer la solicitud al gobierno de mi amigo el presidente Uribe. Presidente Uribe, usted me pidió ayuda.

Yo quiero ayudar. Ahora, ayúdeme usted. Le hago la solicitud formal ante el mundo: permítame ir a hablar con Marulanda en Colombia'', agregó.

El jefe de estado venezolano hizo esta solicitud pública a raíz de un comunicado del Alto Comisionado para la Paz, Luis Carlos Restrepo, según el cual ``el presidente Uribe no ha recibido solicitud formal del presidente Chávez para ir a hablar con Marulanda en Colombia,'' indicó Chávez, ``pero agrega que el gobierno de Colombia cree inconveniente que yo vaya a hablar con Marulanda''.

Continuó dirigiéndose a su par colombiano: ``Presidente Uribe, piénselo: ¿qué pierde usted?, ¿qué pierde nadie? Usted lo que tiene que hacer es apartar las fuerzas militares... unos kilómetros, asegurarnos que no haya incursiones por unos días, y yo voy'', propuso.

Informó asimismo que Marulanda propuso que la reunión se efectúe en la comunidad del Caguán.

Chávez elogió la confianza de Uribe en él, pero dijo que necesita más libertad para cooperar.

``Gracias al presidente Uribe que ha abierto una rendija, pero bueno, permítame entrar presidente, no me abra la puerta nada más, yo necesito entrar''.

Insistió en que esta reunión tiene que ser bajo garantía, y dijo contar con la palabra de Uribe.

``Estoy seguro que él es un hombre de palabra, cuando empeña la palabra, creo en esa palabra. Como yo, yo tengo mi palabra empeñada, quiero ser util'', afirmó Chávez Para el mandatario venezolano sólo basta con conversar para llegar a un acuerdo, puesto que se siente percibe el deseo de otros jeffes de estado por ayudar, como los de Francia y Bolivia.

Para Chávez ``todo se trata de un canje'', de los centenares de prisioneros que tiene la guerrilla por los rebeldes presos que tiene el gobierno y dijo que tanto el gobierno y la guerrilla tienen que ceder en sus posiciones, porque si no es así, no se podrá solucionar el problema.