Excelsior
Los Angeles, EU.- Los sofisticados métodos de investigación criminalística que se explican con lujo de detalle y el imperante sentido de la justicia han hecho de C.S.I. uno de los programas de televisión más populares, ya que se puede ver en 200 países y sus televidentes suman dos billones de personas, de los cuales sólo 60 millones son estadunidenses.
Las tres franquicias de Crime Scene Investigation, nombre completo de esta serie que se desarrolla en Las Vegas, Miami y Nueva York, han ganado seis premios Emmy y 53 preseas otorgadas por otras asociaciones de actores, directores y guionistas estadunidenses.

La nueva temporada de C.S.I. se estrenó este lunes, C.S.I.:Miami hoy y C.S.I.:NY el jueves.

Anthony Zuiker es el cerebro de la serie y quien para su inicio el Departamento de Investigación de la Escena del Crimen de Las Vegas le permitió que estudiara parte de sus procedimientos durante cinco semanas, lo cual le ha dado un mayor realismo.

"En agosto de 1999 mi esposa y yo estabamos viendo The New Detectives en Discovery Channel, es un docudrama a cerca de medicina forense, vi un episodio de una mujer que trabajaba como porrista de los Raiders, el equipo de fubtol americano, que se llamaba Linda Sobak. Fue asesinada por un fotógrafo en la playa, eso lo descubrieron cuando encontraron uno de sus cabellos en el coche de él con una semilla de una planta que sólo se da en las playas de esa zona. Entonces la medicina forense comenzó a parecerme fascinante", relató.

Producir cada episodio cuesta unos tres millones de dólares y se filma en ocho días, mientras que hacer una temporada completa toma unos diez meses, y aunque es un negocio redondo Zuiker dijo no querer crear una cuarta franquicia.

"Con tres programas de C.S.I. es suficiente, no tiene sentido crear cuatro, otras franquicias lo han intentado y les ha ido mal. La versión orginal C.S.I. en Las Vegas va en la octava temporada, Miami en la sexta y Nueva York en la cuarta. No estoy muy preocupado de que la gente esté saturada de la serie, pero sí del futuro de la televisión, la gente consume contenidos de otras plataformas, como internet. Queremos crear contenidos especiales de la serie para internet y hasta juegos por medio del teléfonos celulares, pero siempre ligados a la serie de TV. Creo que la televisión va a ser una caja interactiva, que incluya teléfono, internet y touchscreen", predijo.

Con el afán de mantenerse vigente con la tecnología actual, Zuiker produjo un episodio de C.S.I. Nueva York en el que gran parte de la acción sucede en el mundo virtual en 3D, Second Life, creado por Linden Lab para internet.

"Este año hicimos un episidio que ocurre en parte en Second Life, el 24 de octubre tuvimos a un asesino que Mac Taylor persigue en la vida real, luego continúa en Second Life y así lo atrapa. Lo interesante es que la gente aún puede entrar a CBS.COM y crear su propio avatar para solucionar ese caso y otros que cambiamos cada mes. El 6 de febrero vamos a hacer otro programa en TV y Second Life y al día siguiente el juego continúa, hemos perdido el 20 % de nuestros televidentes que ahora ven Youtube, pero ellos invierten 500 dólares y nosotros gastamos 3 millones de dólares en una hora de programa. 7 millones de personas entran a Second Life, 61 mil se registraron sólo esa noche", explicó.

A pesar de que los tres programas se parecen bastante, Zuiker comentó algunas de sus diferencias, según su opinión.

"Los protagonistas son muy distintos, hay una misma fórmula para contar las historias, eso es igual en los tres, pero cada guión es distinto y se centra en la ciudad por sí misma. Gil Grissom de C.S.I. Las Vegas es enigmático, le encanta la ciencia y no habla mucho con la gente; mientras que Horatio Caine de C.S.I. Miami sigue a los villanos y ayuda a la víctima; Mac Taylor de C.S.I .Nueva York cree en la justicia policiaca. Lo que es universal en los tres programas es que se encuentra a los culpables de los asesinatos, se habla con los sospechosos, se analizan las evidencias y se solucionan los casos", dijo.