El Partido de la Consecución de la Felicidad, el de la Sonrisa, el Socialista, Vuestro Partido o el Nuevo Partido del Pueblo (NPP) podrán jugar un papel importante si ninguna de las grandes fuerzas, el gubernamental PLD o el opositor PD, obtiene mayoría absoluta.
Tokio, Japón..- Partidos inspirados en manuales de autoayuda y la religión o fuerzas que buscan provocar la risa y conseguir la felicidad son las otras opciones que se presentan a las elecciones generales del día 30.

"Alcanzar la felicidad y el éxito a través de la sonrisa para hacer de Japón un país alegre y activo."

Ésa es la misión de Mac Akasaka, líder y guía terapéutico del Partido de la Sonrisa (http://macakasaka.exblog.jp/), según recoge su programa electoral.

El Partido de la Consecución de la Felicidad, el de la Sonrisa, el Socialista, Vuestro Partido o el Nuevo Partido del Pueblo (NPP) podrán jugar un papel importante si ninguna de las grandes fuerzas, el gubernamental PLD o el opositor PD, obtiene mayoría absoluta.

La mayoría de ellos no aspira a gobernar, sino a confirmar el resultado que anticipan las encuestas: el fin de los 54 años de gobierno del Partido Liberal Demócrata (PLD), actualmente en alianza con el grupo Nuevo Komeito.

"Es hora de echar a la coalición PLD-Nuevo Komeito y explorar una nueva dirección política" es uno de los lemas del minoritario Partido Comunista de Japón (PCJ).

Lejos del tradicional político japonés -33.4 por ciento de los candidatos del PLD son familiares de otros políticos-, los miembros de los partidos minoritarios se caracterizan por su mayor cercanía al pueblo y una peculiar forma de hacer campaña.

El Partido de la Sonrisa cuenta con un curioso candidato que, en calzoncillos, se ha propuesto en la campaña electoral, que comenzó el martes, arrancar unas carcajadas a los viandantes de Japón, sexto país menos feliz de Asia.

El Partido de la Consecución de la Felicidad busca "reducir los impuestos y proteger a nipones de misiles norcoreanos" y se desmarca de las dos grandes fuerzas por el alto número de mujeres que incluye en sus listas. Los comicios japoneses suelen tener baja participación de jóvenes.