Stuttgart, Alemania.- El fabricante alemán de coches deportivos Porsche aumentó su facturación en los nueve primeros meses del ejercicio fiscal 2009/2010 en un 11,8 por ciento, hasta 5.200 millones de euros (6.400 millones de dólares), según informó hoy la empresa automotriz en su sede en Stuttgart.
Porsche, que será integrada próximamente como una marca más dentro del mayor fabricante automovilístico europeo, el también alemán Volkswagen, explicó que esa mejora se logró gracias principalmente al modelo Panamera.

Porsche registró en el período referido un beneficio operativo de 600 millones de euros.

La compañía alemana vendió en los nueve primeros meses del actual ejercicio 53.065 vehículos, cantidad prácticamente igual que la registrada en el mismo período del pasado ejercicio.

En el conjunto del año, la automotriz prevé superar la cifra del año pasado, cuando se colocaron en los mercados mundiales 75.238 automóviles.