El Universal
Alcalde informa que son más de 200 familias las que están incomunicadas por las inundaciones y que se trabaja en cuantificar los daños y reparar caminos; sigue aumentando el volumen de agua que llega de la presa La Boquilla.
Ciudad Juárez.- El derrame de agua de la presa La Boquilla inundó varias poblaciones del centro y sur del estado, en donde al dejar de llover ya se trabaja en cuantificar los daños y hacer arreglos en caminos y poblados.

Al respecto, el alcalde de Saucillo, Alejandro Guerrero informó que son alrededor de 200 familias la que están incomunicadas por la crecida en el cauce del río Conchos, luego de que captó más agua de la presa.

Comentó que entre los poblados que se han visto afectados está el ejido Carboneras, Rancho Grande y otras comunidades.

El alcalde dijo que aunque ya está bajando la crecida, se espera el embate de las aguas, ya que el cauce del río sigue aumentando por el agua que llega de la presa.

Por otro lado, al hacer un recorrido por esa región el gobernador del estado, José Reyes Baeza Terrazas reiteró el apoyo del Estado a los habitantes de la región, sobre todo en San Francisco de Conchos, donde está situada la presa La Boquilla, la más grande de la entidad.

El gobernador dio a conocer que la Secretaría de Comunicaciones y Obras Públicas trabajará en la ampliación de la carretera Camargo-Boquilla, actualmente cerrada por la creciente proveniente de la presa del mismo nombre.

Este proyecto incluirá la construcción de un puente justo en el sitio donde se encuentra cerrada la circulación. Adicionalmente, personal de la secretaría de Comunicaciones y Obras Públicas trabaja en el mejoramiento del camino alterno a Boquilla, mientras baja la creciente de agua, dijo Baeza Terrazas.

Asimismo, se dio a conocer que se habilitó un albergue para 40 estudiantes de Boquilla que estudian en Camargo, quienes ante esta situación ven complicado su regreso diario a casa.

Ofreció la presencia de la ambulancia aérea del Gobierno del Estado para traslado de enfermos de esa comunidad y personal médico estará de planta para actuar de inmediato si se presenta alguna emergencia.

Se informó que la administración estatal también brindará apoyo con despensas, cobertores y se implementará un programa de reconstrucción de viviendas afectadas en la zona, una vez concluido el inventario de daños, acciones que desarrollará el director y personal Instituto de la Vivienda del Estado de Chihuahua.