Especial/ La secretaria de Sedesa explicó que a lo largo de las jornadas de vacunación en la capital del país se han registrado 10 eventos de dolor en brazo
La secretaria de Salud de la Ciudad de México confirmó que la vacunación contra el coronavirus no fue la causa de muerte

La secretaria de Salud de la Ciudad de México, Oliva López Arellano, dijo que ayer en la alcaldía Azcapotzalco una persona que recibió la vacuna de Pfizer contra el Covid-19, horas después murió por un infarto; sin embargo, tras un seguimiento epidemiológico se pudo confirmar que la inoculación no fue la causa.
 
“Ayer se reportó (alguna situación adversa) que podría estar asociada a la vacuna, pero se descartó, esa persona si fue vacunada pero después de un cierto tiempo que salió de la observación cuando llegó a su casa se quedó dormida y falleció”. 
 

En conferencia de prensa, López Arellano mencionó que se realizó una investigación epidemiológica inmediata y se pudo saber que la persona tenía una enfermedad cardiaca grave, hipertenso y diabeticoincluso que su cateterismo había sido pospuesto por no estar en condiciones. 
 
“Los adultos están muy frágiles y muy enfermos y muchas veces puede concebir un evento y no estar relacionado (a la vacunación)”, añadió que se le dio el seguimiento epidemiológico al marcar al 911 para descartar que estuviera asociada a la vacunación y que incluso se le tomó una muestra para descartar coronavirus la cual fue negativa. 
 
La secretaria de Sedesa explicó que a lo largo de las jornadas de vacunación en la capital del país se han registrado 10 eventos de dolor en brazo y articulaciones entre los adultos mayores pero que no han requerido hospitalización.