Jericó Abramo Masso mantiene su ritmo de trabajo, comprometido a impulsar proyectos desde la Cámara de Senadores. Fotos: Cortesía
El candidato a Senador ya realiza su segunda vuelta en búsqueda del voto por los 38 municipios de Coahuila

Incansable en su recorrido por todo Coahuila, Jericó Abramo Masso mantiene su ritmo de trabajo, comprometido a impulsar proyectos desde la Cámara de Senadores puedan transformar la realidad de las personas de las distintas regiones del estado.

Así, escuchando a todos los sectores industriales, carboneros, sociedades civiles, campesinos, productores y desarrolladores, entre muchos otros, Abramo Masso continúa con su segunda vuelta a los 38 municipios de Coahuila durante la gira de campaña que busca llevarlo a un escaño en el Senado de la República.

Esta ocasión fue en la Región Sureste del estado, donde Jericó dio a conocer la existencia de proyectos legislativos para que grupos y clubes sociales, así como de servicios puedan continuar con su tarea de ayuda a la comunidad desde sus trincheras.

“Mi trabajo será el de ayudar y apoyar desde la Cámara del Senado, para que existan simplificaciones para que estos importantísimos grupos puedan continuar con su labor altruista tan necesaria y hermosa para con la gente de Coahuila, y del país”, aseguró Jericó.

De esta manera, el candidato por la coalición “Todos por México”, integrada por PRI, PVEM y Nueva Alianza visitó a los habitantes de las colonias Buenos Aires y Nueva Jerusalén donde escuchó las necesidades de la gente y se comprometió a trabajar desde el Senado para la creación de proyectos legislativos que ayuden a la y transformación social.

“Nosotros trabajamos cuando fue Alcalde de esta ciudad, y es una persona que ve la manera de ayudar a la gente sin necesidad de presumir, así que cuenta con nuestro voto, estoy segura que hará un buen papel ahora como Senador”, aseguró Rita Martínez, vecina de la colonia Nueva Jerusalén, en Saltillo.

Por su parte el candidato al Senado sostuvo que en toda su trayectoria ha trabajado apegado a derecho, sabiendo que debe de hacer las cosas bien, porque la mejor carta de presentación es el trabajo que una desarrolla.